Pais
Jueves 20 de Octubre de 2016

Macri pidió a los empresarios "romperse el traste"

El presidente habló de "pobreza cero", de que el Gobierno busca un "cambio cultural" y de que ahora hay "reglas del juego claras".

El presidente Mauricio Macri pidió a los empresarios "romperse el traste" para que la economía argentina "pueda crecer y rápido", ya que "no hay tiempo para miedos ni para mezquindad, porque uno de cada tres argentinos la está pasando mal", y sostuvo que la propuesta del Gobierno no es "un cambio económico", sino "un profundo cambio cultural".
Macri pidió a los empresarios, a los que calificó como "líderes importantes de la sociedad", a que "den el ejemplo" y sean "los primeros en plantear una agenda superadora, llamémosla competitividad, productividad, o romperse el traste, como le quieran decir", para producir "más y mejor, y tener más empleos", que es "lo que la Argentina necesita".
El Presidente habló este jueves durante el acto en celebración del 75° aniversario del Consejo Interamericano de Comercio y Producción (CICYP), que preside Adrián Werthein, y que se realizó en el Hotel Alvear de Buenos Aires, con la asistencia de empresarios de distintos sectores, gobernadores provinciales, ministros, intendentes municipales, embajadores extranjeros e invitados especiales.
El Jefe de Estado recordó que "hace cuatro años que la Argentina no crece, que no se genera empleo en el sector privado, las razones son la falta de reglas de juego claras, la falta de relación con el mundo que permita intercambiar, asociarse, desarrollarse, la falta de visión de cómo desarrollar nuestras economías regionales, un Gobierno que acompañe desarrollando la infraestructura y la logística".
Por ello, propuso a los empresarios "otro tipo de relación" donde se sepa "cuáles son las reglas y que se cumplan sobre la base de la igualdad ante la ley. La Argentina necesita profundamente de sus capacidades de innovar, de su capacidad de incorporar tecnología, de incorporar socios y juntos tenemos que abrir mercados, conquistar mercados, mejorar el abastecimiento y ayudar a crecer el mercado interno con productos de calidad que los podamos exportar".
Destacó en ese sentido que "para construir este elemento central que dinamiza a una sociedad, que es la confianza, hay que manejarse con la verdad, no hay otro camino. Y hoy empezamos a asumir con dolor verdades, y lo que tienen hacer es canalizar ese dolor y esa bronca en acción conjunta", y definió a su reiterado objetivo de "pobreza cero" como "un camino que comienza y que no se puede detener hasta que la Argentina sea un país desarrollado".
Pobreza
En ese marco, valoró la realización de la reunión de ayer de la Mesa de la Producción y el Trabajo, cuyo objetivo apunta, dijo, a lograr la "pobreza cero", y donde "cada uno pueda expresarse con libertad, con respeto, de darle valor a la palabra, y desde ese lugar entender que con la capacidad de expresarnos es que vamos a encontrar las mejores soluciones".
"Todos sabemos que vamos a reducir la pobreza si generamos empleos de calidad, y sin educación de calidad es muy difícil que vaya a haber empleos de calidad", agregó Macri, quien destacó la implementación de la primera Prueba Aprender en la que participaron "más del 90 por ciento de los chicos, más allá de todo lo que se dijo, de toda la política inoportuna, que hubo alrededor del tema, porque no hicimos esta prueba para buscar culpables, no hay tiempo para eso".
El Presidente trazó luego un panorama de las medidas implementadas en su gobierno para "generar confianza", entre las que mencionó la reconstrucción de las estadísticas del Indec, en la independencia del Banco Central, en combatir la inflación, flagelo que "es responsabilidad del Gobierno, no de los empresarios, porque el Gobierno tiene que velar por el equilibrio de la macroeconomía, lanzamos un plan de infraestructura más ambicioso de toda la historia argentina, y dejamos de negar un problema gravísimo como el del narcotráfico", entre otras acciones.
"Pero lo importante –que no hemos logrado en varias décadas– es que tenemos que crecer todos los años, durante mucho tiempo para que esta realidad cambie", sostuvo Macri, quien insistió por último en que desarrollar el país "no es una tarea de un presidente o de un gobernador sino de cada argentino y especialmente de los empresarios con su capacidad de liderazgo" y aseguró que el mundo "está apostando por la Argentina por su potencial y sus posibilidades de crecimiento".

Télam

Comentarios