Rugby
Sábado 10 de Septiembre de 2016

Los Pumas cayeron sin atenuantes frente a los All Blacks

La selección de Nueva Zelanda se impuso a la de Argentina por 57 a 22 en el encuentro correspondiente a la tercera fecha del Rugby Championship.

El seleccionado nacional de rugby, Los Pumas, cayó hoy como visitante ante Nueva Zelanda por 57-22, en un encuentro correspondiente a la tercera fecha del Rugby Championship disputado en el Waikato Stadium de Hamilton.
El resultado marca la gran superioridad de los All Blacks en la media hora final a la que los argentinos llegaron perdiendo tan sólo por dos puntos (24-22). Pero, en esos 30 minutos sintieron el desgaste realizado y fueron pasados por encima por los "Hombres de Negro".
arugby3.jpg

La imagen del final no coincidió en nada con la de la parte inicial en la que los argentinos jugaron de igual a igual. No pudieron mantener la intensidad en el cierre del encuentro y al final sufrieron una paliza (8 tries a 1) ante un adversario que mantuvo el ritmo y lo acrecentó en esa recta final del partido.
Un try de Santiago Cordero y 17 puntos de Nicolás Sánchez ilusionaron con una victoria histórica, pero luego todo se tiñó de negro. Ahora el conjunto orientado por Daniel Hourcade debe hacer "borrón y cuenta nueva" antes de viajar rumbo a Australia, donde el sábado 17 de septiembre enfrentará a los Wallabies en la ciudad de Perth.
Pese a retirarse al vestuario cayendo por 24-19, Los Pumas tuvieron un gran primer tiempo en el que le jugaron de igual a igual al campeón del mundo, capitalizaron casi todos sus intentos ofensivos -sólo falló un penal alejado Nicolás Sánchez en el minuto final- y defendieron bastante bien.
arugby4.jpg

El inicio fue auspicioso. Corrían 2 minutos cuando de un line en el que la pelota no salió demasiado limpia, nació el try de Santiago Cordero, quien apoyó bajo los postes tras una acción de varias fases.
Tocados en su amor propio, los All Blacks respondieron a los 10. Tras un penal estrellado en el poste por Beauden Barrett, Dan Coles le tapó la salida a Juan Martín Hernández. Los Pumas pudieron parar la arremetida de los All Blacks con penales, pero no a Julian Savea quien después que su capitán trocara un penal por scrum, quebró por el centro de la cancha para nivelar el marcador.
Un par de penales de Sánchez volvieron a poner al frente al equipo albiceleste, pero sobre los 23, Savea quebró otra vez la marca argentina y la pelota derivó hacia el sector derecho donde Ben Smith no tuvo problemas para superar su marca y poner a los neocelandeses al frente 14-13.
Tras un intercambio de penales entre Sánchez e Israel Dagg, los All Blacks hicieron pesar su jerarquía ante un equipo argentino que empezó a sentir el esfuerzo. Un excelente rastrón de Ben Smith encontró bien parado a Barrett para sumar el tercer try de su equipo.
Y en el cierre del segmento, una vez más acertó el tucumano Sánchez para dejar a Los Pumas a tiro de try, tras 40 minutos intensos y atrapantes.
Un nuevo penal de Sánchez achicó la diferencia a dos sobre los 10 minutos de la parte complementaria en los que Los Pumas dominaron, jugando preferentemente por el eje de las formaciones con los delanteros.
Pero, en el primer ataque neocelandés del segmento, Barrett quebró dos veces la marca argentina y asistió a Ryan Crotty para que estirase diferencias apoyando bajo los postes.
De ahí en más todo fue del local, que concretó otros cuatro tries ante un elenco albiceleste que sintió el desgaste de los primeros 50 minutos y se limitó a defender como pudo y sin demasiado éxito.
En el balance del encuentro el triunfo de los All Blacks fue claro y los deja bien posicionados para recuperar la corona que perdieron ante Australia el año pasado.
Para Los Pumas la derrota terminó siendo dura, pero vale la pena quedarse con la imagen de la etapa inicial. El gran desafío será de aquí en más trabajar para mantener al intensidad los 80 minutos, requisito indispensable para doblegar a un equipo impresionante como lo es hoy el quince neozelandés.

Comentarios