La Provincia
Martes 20 de Enero de 2015

Los Nuevos Waigandt hicieron levantar el polvo

Fue una gran noche en Crespo. Aseguran que la música alemana es algo que “se lleva adentro”. Cientos de parejas bailaron en la Fiesta de la Cerveza

La música alemana tuvo su lugar destacado en la primera noche de la Fiesta de la Cerveza de Crespo  que es auspiciada por UNO. Los Nuevos Waigandt subieron al escenario mayor Víctor Pedro Popp después de 15 años e hicieron levantar el polvo del campo con cientos de parejas que bailaron cada uno de sus compases.  


La banda lleva tres décadas de trayectoria y lo que queda del verano tienen varias presentaciones más en distintas ciudades del país y de la provincia. Marcelo Stürtz, Bruno Chiappesoni, Mario Grinóvero, Héctor Gross y Carlos Gross, son de las aldeas de Entre Ríos y el conjunto lleva 14 discos editados.


 Marcelo Stürtz es el cantante y como voz autorizada del grupo, habló con UNO Verano minutos después de terminada su presentación. “Hace 30 años que estamos tocando juntos y lo vamos a festejar el 24 de mayo, será un domingo al mediodía en el Club Sarmiento de Crespo”, contó.


A la música alemana la tienen en los genes, hablan el idioma, de hecho algunas de sus canciones están escritas en él. “Mis padres hablaban alemán, mi abuela vino de Rusia y en honor a ellos hacemos esto, es algo que se lleva adentro.”.  


En Entre Ríos, los alemanes del Volga encontraron un lugar en el mundo sobre finales del siglo XIX y principios del XX. Al idioma nunca lo perdieron, por lo menos hasta la segunda o tercera generación. Además del trabajo en el campo, su cultura, sus platos típicos y vestimenta, la música aún se escucha y se baila en los festivales populares. En la provincia, más del 15% de la población tiene algún parentesco, lejano o cercano, con los alemanes y una de sus bandas más representativas, brilló en Crespo el fin de semana.  


“Trabajamos todo el año y siempre fuimos de cobrar bien como banda. De todos modos no vivimos de esto, sino que lo hacemos porque nos gusta”, agregó Stürtz. Rubén Alfredo Waigandt fue el primer director de la banda. El grupo se conformó el 25 de mayo de 1985. Joven, a los 39 años, Rubén Alfredo falleció de cáncer. El resto de los integrantes fue a hablar con la viuda para comprarle el nombre o buscar otro. La historia cuenta que la mujer decidió para agradecerle a los integrantes de la banda el respaldo frente a la enfermedad de su esposo y en honor a su marido, permitirles usar el apellido. Así surgieron Los Nuevos Waigandt. Por distintas razones, hacía 15 años que no tocaban en la Fiesta de la Cerveza de Crespo y lo que queda del verano los encontrará en distintos escenarios. Marcelo Stürtz, tiene una panadería en Aldea Spatzenkutter.


La música alemana hizo levantar de las sillas de madera a cientos de parejas de distintas edades que se acercaron al escenario. Abrazados, tomados de la mano y de un lado al otro, disfrutaron de una noche llena de bailes y estilos.  

 

 

Una opción para toda la familia

 


Una de las características que tiene la Fiesta de la Cerveza en Crespo es que toda la familia tiene la posibilidad de pasarla bien y llegaron hasta el predio desde diferentes ciudades entrerrianas. Hubo un sector con pelotero destinado para los más pequeños y donde profesores de gimnasia del Club Unión dedicaron su tiempo a cuidarlos con el objetivo de que los padres y abuelos puedan bailar y disfrutar. Además el lugar era muy seguro y jóvenes y adultos convivieron sin problemas y con respeto.


Esta vez hubo un espacio destinado a artesanías y objetos de diseño.


También la novedad estuvo centrada en un stand de cerveza artesanal. El precio del medio litro fue de 35 pesos y había más de seis opciones; algunas de ellas rojas y ahumadas.


Se trataba de parte de la producción de la fábrica de cerveza artesanal Interlaken de Villa General Belgrano, Córdoba, que produce unos 70.000 litros por año. Además vendían al público diferentes tipos de jarras de cerveza, hechas de cerámica y de vidrio.

 

 

El sábado harán la elección de la reina

 


La Fiesta de la Cerveza continuará el sábado con la presentación de la banda suizo alemana Brisas Inmigrantes. En el escenario mayor Víctor Pedro Popp estará además El Combo 10, luego será el turno de Los Príncipes. Participarán además la Banda musical Revelación Alemana y cerrará de madrugada, el grupo Alegría.


El comedor del Club Unión estuvo siempre lleno con varios platos típicos preparados y precios que iban desde los 50 pesos a los 70: salchicha con puré, chucrut, costeletas de cerdo y pollo con crema eran las opciones. El lugar tiene capacidad para 200 personas sentadas y hubo hasta cola de espera para poder comer. Hasta la madrugada había familias disfrutando de la oferta gastronómica. También se vendieron hamburguesas, choripanes y tartas dulces.


“Hemos tratado de hacer lo mejor posible para que la gente que vino se vaya contenta. Muchos se jugaron y algunos que salieron desde sus casas con lluvia llegaron igual”, dijo a UNO Verano Rubén Zapata, presidente del club y organizador de la fiesta. También agregó: “La música regional alemana es un género que en la zona gusta mucho y después vamos a tener cumbia santafesina, que también gusta. Invitamos a todos a que vengan el sábado”.


El 24, además de las bandas que estarán en el escenario harán la elección de la reina que luego representará a la fiesta de Crespo en distintos lugares de la provincia y del país.

 

La entrada tiene un costo de 70 pesos.

 

 

Comentarios