Pais
Domingo 07 de Junio de 2015

"Los dos creemos en un mundo multipolar"

Luego de reunirse con el Papa, Cristina aseguró que hablaron de temas regionales y globales. De Argentina solamnte dialogaron sobre el sable de San Martín y la restauración de la basílica de Luján.

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner aseguró que la reunión de 1 hora y 48 minutos que mantuvo este domingo con el papa Francisco en el Vaticano fue "como siempre, un encuentro estupendo" y expresó: "Los dos creemos en un mundo multipolar".
"Fue muy bueno, y fue en domingo, a diferencia de otras veces que he venido y ustedes saben que para los católicos el domingo es un día de descanso", aseguró la mandataria en una rueda de prensa en el hotel Edén tras el encuentro con Francisco en el Aula Paulo VI de la Santa Sede de esta tarde.
Cristina recalcó que "fue una reunión muy cálida, muy cordial. Estuvimos charlando sobre los problemas del mundo y de la región. La visita del Papa de ayer a Sarajevo, su preocupación por lo que considera que está sucediendo, como él dijo, una tercera guerra mundial".
"Y también hablamos de la preocupación que los dos tenemos por la paz y también del incentivo que hay muchas veces desde el sector armamentístico, como él lo ha denunciado, para que surjan los conflictos y no se solucionen", reveló la mandataria en rueda de prensa tras la reunión que los medios especializados como el Vatican Insider resaltaron como "récord" por su duración.
"Yo creo en un mundo multipolar, él también lo cree. Nos preocupa un mundo sacudido por fanatismos, que podemos decir que esto en Argentina afortunadamente no sucede", explicó la Presidenta en esa dirección.
La jefa de Estado agregó que "cuando nos encontramos con el Papa nos gusta hablar mucho de lo regional, de lo global, y lo mejor es que lo hacemos sin esfuerzo. No es que nos esforzamos por no hablar de temas de la Argentina. No lo hacemos porque él hoy tiene un rol global y segundo porque ustedes saben que a mí la política internacional y regional me gusta mucho, me interesa y la vivo con mucha intensidad", expresó Cristina en la rueda de prensa luego del encuentro con Francisco y de una reunión con argentinos residentes en Italia.
"El Papa está muy preocupado por lo que pasa en el mundo y América Latina es una región que se ha consolidado como una región de paz, en la que no hay diferencias étnicas ni religiosas. Y eso es lo que él acaba de venir de ver en Sarajevo, que es casi la contracara de lo que pasa en nuestra región. Es eso lo que debemos conservar como valor y la unidad, con nuestros matices", pidió Cristina. 
La Presidenta agregó que "hay intereses encaminados a ver a una América Latina dividida sobre la que han pivoteado durante décadas para políticas neoliberales, pero yo creo que la región ha tenido una experiencia muy importante durante la ultima década y más también", aseveró.
Ante una pregunta sobre si con el Papa habían hablado de temas de la Argentina como por ejemplo el proceso electoral argentino y las PASO, la Presidenta respondió: "No, no hablamos. Imagínense, con todos los problemas que hay, con todo lo que ha pasado; su participación en Cuba, su viaje a Bolivia, su viaje de ayer a Sarajevo, su lucha por la paz... venir a hablar de las PASO no se lo merecía ni él ni yo", explicó la jefa de Estado, y reveló que de la Argentina "solo hablamos de la (restauración de la) Basílica de Luján y el sable corvo de San Martín".
"Hablamos de la Basílica de Luján y del traslado del sable corvo de San Martín, que fue algo muy emotivo y que a él le pareció fantástico por la revalorización de la historia y de la patria para todos los argentinos", desarrolló la presidenta al aludir al acto realizado durante los festejos de la Semana de Mayo.
También se refirió a la mirada sobre la región en Europa: "a partir de los gobiernos de Kirchner, de Chávez, de Lula, la gente fue comprendiendo a América Latina de manera diferente, y ahí los peronistas contribuimos un poquito. La nueva realidad de Europa es totalmente diferente que parecía que el sueño era venir acá. Yo me acordaba cuando era diputada y senadora, en 2001, y trabajaban los coleros para gente que se quería ir a España o a Italia, y la verdad es que ha cambiado tanto. hay una nueva comprensión del fenómeno latinoamericano que se vivía como algo exótico, y muy lejano". 
Cristina estuvo acompañada durante su visita al Vaticano por el canciller, Héctor Timerman; el embajador ante la Santa Sede, Eduardo Félix Valdés; el secretario de Comunicación Pública, Alfredo Scoccimarro; el secretario de Culto, Guillermo Oliveri; el titular del Banco Nación, Juan Ignacio Forlon y el ministro de Agricultura, Carlos Casamiquela.
Además estuvieron presentes los sindicalistas Omar Viviani y Omar Suárez; la titular del INCAA, Lucrecia Cardoso; el subsecretario de Comunicación, Gustavo Fernando Russo y la periodista Alicia Barrios.

Comentarios