Espectaculos
Sábado 21 de Mayo de 2016

Las González: Una obra que critica los mandatos sociales

Teatro. Tras más de una docena de funciones a sala llena durante 2015, la aclamada obra de Hugo Saccoccia dirigida por Graciela Crolla vuelve a la Sala Arteatro, para presentar dos funciones más: esta noche y el sábado 28

Tras gozar de la compañía de un público entusiasta y conmovido en más de una docena de funciones durante el año que pasó, vuelve la obra teatral Las González, de Hugo Saccocia, a la Sala Arteatro (Tucumán 375). Serán dos funciones: esta noche y el sábado 28, a las 21.
La obra –dirigida por Graciela Crolla– se ambienta en una pequeña ciudad bonaerense, en el año 1998. Una mujer se encarama en el deseo de todas, hace añicos los códigos de convivencia social para espanto de las estructuras pueblerinas y familiares de un autoritarismo ancestral. Así, otra historia comienza a gestarse.

Las González trata de cuatro hermanas que viven una existencia maniatada por los mandatos familiares y sociales, llegan a una etapa en la que los planteos se funden entre la revisión familiar y particular de cada una de ellas ante lo hecho y por hacer. La sexualidad, el amor, la atadura a los prejuicios. La mujer como espejo de resabios, anhelos y deseos de ser libre.
La obra cuenta con las actuaciones de Silvia Mayer, Rosana Ramírez, Gabriela Werner y Alicia Gambelín; la iluminación de Pablo Usatinsky; y la asistencia de dirección de Guillermo Billy Mountford.

En un diálogo con Escenario, la directora de la puesta, Graciela Crolla, manifestó que la experiencia al frente de este elenco ha sido más que interesante: “Disfruté plenamente dirigir esto, porque elegí este elenco y hemos trabajado duramente; las chicas hicieron un trabajo estupendo. Yo deseaba que las actuaciones fueran potentes, notables, y esa apreciación la hacen tanto teatreros como gente que no es especialista en el tema”.

Contra la represión de una sociedad entera es que luchan los personajes de Las González, cuatro mujeres adultas que pertenecen a la clase acomodada. Que la hermana mayor de cuatro mujeres en buena posición económica y apellido conocido se decida a tirar la chancleta es el disparador para que el espectador comience a reír, pero también a pensar en su propia vida y si estuvo en una situación similar.  

No es un planteo original, por cierto, ni tampoco lo es su resolución. De estas hermanas y otras muy parecidas, abundan las andanzas. La gracia está en cómo se cuenta la historia.
 Una puesta que, en busca de su propia identidad, comparte con el espectador emociones, delirios y mensajes que surgen de la historia, sus palabras, sus silencios y, por qué no, de la sonrisa cómplice de cada uno reconociendo la propia experiencia en ese acontecer de la actuación.

En palabras del autor de la obra: “La vida de un hombre no alcanza para admirar a la mujer, y harían falta varias vidas para comprenderla en su cabal dimensión. Escribí Las González desde la óptica del que admira, intenta comprender y sabe que puede sorprenderse cada día. Las González son un producto social argentino, con la impronta definida de tantos años de autoritarismo. Tuve la intención de rendir homenaje a la mujer de todos los tiempos, esa que los pueblos de todas las razas acallaron por temor a su poder natural”.

Una puesta en la que el dramaturgo, a través de esta narración y sus personajes, comparte con el espectador emociones, delirios y mensajes que surgen de la historia, sus palabras, sus silencios y que conquista la sonrisa cómplice de cada uno reconociendo la propia experiencia en algún acontecer de la actuación. Reservas de entradas a los teléfonos 154403328 o 154 525693. 

Comentarios