Policiales
Viernes 07 de Agosto de 2015

Ladrones robaron en una escuela rural

El establecimiento está ubicado a la vera de la ruta 38, en Colonia Margarita. Les llevaron todo

Amparados en el despoblado circundante delincuentes desvalijaron la escuela Nº 10 Pablo Crausaz ubicada a la vera de la ruta 38, en Colonia Santa Margarita, en el Departamento San Salvador. 

La denuncia fue radicada por la directora del establecimiento educativo Cecilia Arlettaz, que al llegar ayer a la escuela se encontró con el desolador panorama que dejaron los ladrones. Sin embargo, no se sabe cuándo sucedió el robo porque en el establecimiento no habría habido actividad desde hace algunos días. 

Lamentable sorpresa

Según pudo conocer UNO, la directora cuando llegó a la escuela encontró que las ventanas estaban arrimadas, trabadas con un palo desde afuera. En la vereda había pisadas de barro y restos de vidrio, y al ingresar, observó las ventanas forzadas, los vidrios rotos, las cortinas caídas, una persiana de chapa torcida y todo revuelto. 

El delincuente o los ladrones se llevaron una cocina, fuentes, una estufa a gas, dos garrafa de 10  kilogramos, un matafuegos de 5 kilos, un ventilador de pie, un alargador negro de 3 metros con una zapatilla blanca, un equipo DVD , una videocasetera y herramientas. También las personas que ingresaron revolvieron cajones y tiraron documentación. En la denuncia que investiga la Policía se aclaró que la última actividad en el establecimiento educativo se desarrolló el viernes 31 de julio, a las 9.30. Además se aclaró que el miércoles no la directora no asistió por cuestiones personales.  Personal policial constató que la escuela no cuenta con alarma ni cámaras de seguridad, y el vecino más cercano se encuentra a 700 metros. Según el primer relevamiento realizado, lo robado por los delincuentes ascendería a los 10.000 pesos  aproximadamente. 

Las personas que ingresaron al establecimiento educativo se movieron con total tranquilidad, ya que  al no contar con ningún tipo de sistema de seguridad sabían que no podían ser detectados. 

Fuentes policiales informaron a UNO que los investigadores están tratando de encontrar datos que le permitan llegar a los ladrones. Por el momento no hay avances. 

 

Comentarios