La Provincia
Sábado 28 de Febrero de 2015

La semilla que se hizo árbol

Mañana, desde las 9, el Puesto 8 de Artesanías abrirá una nueva temporada en la Feria de Salta y Nogoyá. Festejarán 15 años de trayectoria con increíbles exposiciones y milenarias sorpresas.

Nadie hubiera dicho que la semilla que se plantó en el Puesto 8 de la Feria de Salta y Nogoyá se convertiría en un ombú grande y frondoso. Nació hace 15 años, en el seno del Banco Cooperativo, dentro del ámbito de su Comisión de Cultura, y hoy sigue creciendo.

“Yo me interesé junto a Jorge Sigal y Armando Salzman en sus líneas de financiamiento para emprendimientos culturales. Había tanto para hacer, y no sé en qué punto terminé hablando de que cuando yo era chica era asidua de la Feria de Salta y Nogoyá, donde todo era jolgorio, lleno de puesteros y de vida, y todo eso se fue desmejorando con el tiempo hasta que sólo quedaban tres o cuatro. Y yo quería que haya aquí algo similar a lo que hay en el Norte Argentino, en Brasil, en Uruguay, donde los mercados son puntos de reunión, donde se pueden adquirir productos y escuchar música, comer algo, bailar”, rememoró Chury Chemín, su impulsora, en diálogo con UNO Verano.

Así, con gestión, ideas, y ganas de hacer, consiguieron un puesto: el número 8. “Tuvimos que encargarnos de amoblarlo, pintarlo, ponerlo en condiciones y comprometernos a desarrollar actividades culturales al menos una vez al mes. Y reunimos un grupo de 25 artesanos de Paraná, Crespo, y otras ciudades del interior”, añadió.

Lo primero que hicieron fue armar un concurso de ex-libris, previo a la inauguración. Un ex-libris es una marca de propiedad que normalmente consistía en una estampa, grabado o sello que solía colocarse en el reverso de la cubierta o tapa de un libro, y que contenía el nombre de la biblioteca propietaria del ejemplar. Y cuando el puesto abrió sus puertas, lo hicieron entregando premios a los ganadores.

El tiempo fue transcurriendo, y los gestores del puesto cumplieron con su promesa de llenar la feria de cultura: teatro, murgas, exposiciones, cine, presentaciones de libros, concursos de cuentos, lectura de poesía, pequeños recitales, milongas, artesanías maravillosas. “Fuimos contagiando la actividad, devolviendo un poco de vida al lugar, y en menos de un año ya no quedaban puestos desocupados en Salta y Nogoyá”, remarcó.

Pero el sostenimiento del lugar demandaba –y continúa demandando– tiempo, paciencia, y esfuerzo. “Algunos de los que arrancaron con nosotros no vendieron como pensaron que iban a vender y fueron abandonando el proyecto. Quedamos la mitad, pero vinieron nuevos; somos cuatro de los antiguos y ocho que se sumaron después. Además, traemos artesanos invitados, gente talentosa que estaba oculta y merecía estar a la vista con su obra. Este es un lugar de contacto. La gente ha hecho contactos interesantísimos, con negocios del interior, con gente que le encarga 100 piezas de artesanía para souvenires de cumpleaños”, relató la artesana.

Actualmente hay dos ceramistas, dos tejedoras, un librero, una licorera, una fabricante de dulces, un luthier, una artesana de la vitrofusión, y Chury, que ha pasado por mariposas plegadas, origamis, y actualmente pinta mandalas.

 

Lo que se verá mañana

Entre hilos, cadenas, varetas, arcilla, esmaltes, frutas, letras, música, pinturas, vidrios y cartón, el Puesto 8 de Artesanías celebra sus 15 años de labor el primer día de marzo, en la Feria de Salta y Nogoyá. De esta manera, de 9 a 13, paranaenses y turistas están invitados a compartir los 15 años de trabajos en el arte utilitario y decorativo: las artesanías del río Paraná.

Estela Garcilazo imprimirá una brisa de río a cada chal, carpeta, mantel y camino de mesa. Marta Gómez entramará en telar bellas prendas.

Moncho David dará cuenta de sus cerámicas esmaltadas y Mario Armándola expondrá sus delicadas piezas esgrafiadas.

Estarán en exposición y venta las cámaras estenopeicas realizadas por Ivo Betti y pintadas con originales diseños por Cynthia Rodríguez.

Por su parte, el humorista gráfico y artista plástico, Ricardo Jaimo Jaimovich expondrá pinturas, mientras que el luthier Luis Zapata atenderá consultas por adquisición y arreglos de instrumentos musicales.

El Pichu, librero de alma, atenderá su puesto de libros usados. Cristina Polari ofrecerá los licores de la temporada: naranja, mandarina, limón, frutilla.

Susino ofrecerá sus frutas en almíbar, dulces, mermeladas y los higos de estación. Chury Chemín exhibirá nuevos diseños en individuales y pinturas en pequeño formato. Martina mostrará sus obras en vidrios de colores y la técnica de vitrofusión.

Y como gran atracción especial de este domingo, Melania Peirano estrenará un cuento con la magia del kamishibai. “El kamishibai es un estreno absoluto y sorpresa. Es un objeto milenario sobre el que estudiamos mucho, fabricado por Alfredo Godoy Wilson, y vamos a presentarlo el domingo, a las 11”, adelantó Chury.

Pero también contó un poco de lo que vendrá más adelante, para los días de Semana Santa. En esa oportunidad, el paranaense radicado en Buenos Aires, Sergio Albornoz, presentará su producción de pájaros, lechuzas, frutas y verduras en cartón, delicadamente pintados los días viernes 3, sábado 4 y domingo 5 de abril.

Y luego, en pleno invierno, Alfredo Godoy Wilson sorprenderá al público al esculpir un bloque de hielo. “Es una promesa que nos hizo, pero hay que esperar a la temperatura adecuada”, concluyó Chury.

 

 

Comentarios