Ovacion
Martes 10 de Noviembre de 2015

“La semana más linda e importante del año”

De esa manera lo calificó el DT de Atlético Paraná, Edgardo Cervilla, a la previa del clásico con Patronato.   

Matías Larraule / Ovación
mlarraule@uno.com.ar


Las chances de ingresar al reducido se redujeron sustancialmente. Atlético Paraná dejó escapar una clara posibilidad de quedar a tiro de Instituto de Córdoba, el equipo que está conquistando la quinta y última plaza al grupo de los cuatros. A pesar de esto, en barrio San Martín tienen un motivo para no bajar los brazos. El Decano visitará el sábado a Patronato en lo que será el segundo clásico de la temporada 2015. Será un desafío que lo asumirá para desquitarse del traspié sufrido en el primer derby del año. 

“Para nosotros es la semana más linda y más importante del torneo con un clásico por delante sabiendo que tenemos que tratar de tomarnos revancha de lo que pasó en nuestra cancha”, apuntó el entrenador del Gato, Edgardo Cervilla, en diálogo con Ovación. “Con defectos y con virtudes vamos a salir a jugar el partido de igual a igual. Vamos a tratar obviamente de traernos los tres puntos por como se merece este grupo de jugadores para coronar un año muy bueno”, añadió el santotomesino. 

Patronato no tendrá en su espalda la presión de pelear por el ascenso directo. Ese anhelo se esfumó el pasado domingo con la consagración de Atlético Tucumán. Liberarlo de responsabilidad al Rojinegro puede llegar a favorecer al espectáculo. “Ellos jugaron a la segunda pelota a lo largo del torneo. En los últimos partidos cambió un poco la fisonomía porque tenía que salir a rescatar que le había restado y sacado de ventaja Atlético Tucumán. Esperemos que sea así para que salga un buen espectáculo, para que todo el mundo hable del partido. Es un anhelo mío en función de lo que uno piensa en el partido o por el partido. Después son las conjeturas que sacará cada entrenador en función de su conveniencia o beneficencia de los últimos 90 minutos del año”, analizó. 

Selfie. El hincha del Decano le pidió a Cervilla una postal que registre un hipotético triunfo Rojiblanco en el vestuario visitante del Grella. Quieren desquitarse de la imagen que reportaron los jugadores de Patronato post triunfo en el Mutio. “Quedé muy caliente con una selfie que sacaron en nuestro vestuario, sobre todo porque había dos o tres jugadores que antes del partido hablaron y acá le dimos una mano muy grande. Está bien que festejen. Tengo buena memoria y no me olvido. Esos jugadores seguramente en otro proceso creería que ahí no van a encajar si ascienden o no ascienden porque han tenido pocos minutos en cancha y obviamente que si uno tiene la chance concreta de seguir en el club tendrán que buscar nuevos horizonte más lejos de acá, no a 10 cuadras. El regreso de los muertos vivos la segunda o tercera parte no es tan buena como en la primera”, disparó. 

Cervilla aclaró que no le perdura la bronca por aquella imagen que se viralizó en las redes sociales. “La gente del club y especialmente los dirigentes se han portado muy bien. Uno hace el análisis de ese tipo de situaciones. Me parece que pedir regresar o tratar de regresar al club no debe ser tan fácil para cualquier jugador. Hoy Paraná está en la B Nacional, está peleando hasta la última fecha por ingresar al reducido por un ascenso a Primera A cuando podríamos estar en otra situación, peleando por el descenso como le toca lamentablemente a Central Córdoba. No tiene que ser tan fácil la llegada de cualquier jugador a este club. Quienes lleguen deberán saber que lo más importante es insertarse en este grupo y ser competitivo y agradecidos”, finalizó.  

Agradecido al plantel 

El empate ante Central Córdoba de Santiago del Estero dejó distintas sensaciones. Desazón, porque se alejó de la pelea por ingresar al reducido. “Nos vamos con el sabor amargo porque nos encontramos en el final del torneo con una situación impensada en función a la clasificación al reducido y lamentablemente no lo pudimos concretar en el partido de local y se nos escapa porque instituto había empatado. Nos queda esa desazón”, remarcó Cervilla. 

El DT también destacó la gran performance de sus dirigidos en la primera experiencia en el futbol profesional. “Estamos contentos por el esfuerzo de los jugadores. Con muchos de ellos  había signos de interrogación e incógnitas en el mundo del fútbol en general porque no lo conocían y tenían el interrogante valedero sobre cual iba a ser el desempeño real durante el desarrollo de la B Nacional. Estuvieron más que a la altura de las circunstancias y cumplimos con lo que prometimos. Fuimos protagonistas durante el torneo, llegamos a la última fecha el mejor equipo de los ascendidos del interior y nos queda disputar el clásico que obviamente lo vamos a encarar como si fuese una final”, aseveró. 

Hambre de gloria. Vocación de trabajo, sacrificio y compromiso por la causa. Algunas de las virtudes que exhibió el Decano a lo largo de la temporada. Esto le permitió a Cervilla retirarse tranquilo en cada jornada, independientemente del resultado. “Nunca tuvimos un no con este grupo. Nunca vimos que un jugador resignara el esfuerzo y compromiso. Este grupo se sostiene en el compromiso de todos para con todos. Nosotros solamente operamos un poquito desde afuera, alineamos de vez en cuando algún planeta, intervenimos en alguna situación en particular”, indicó. 

Luego agregó: “El grupo ha hecho que este proceso sea lo que es a lo largo de este año, que haya alcanzado los 51 puntos, los haya superado, haya ingresado a la Copa Argentina y que no haya sido pasado por encima por ningún rival. Con defectos y virtudes tratando de ir siempre para adelante, de dejar la piel en cada partido por la camiseta que hoy visten y por los sueños que cada jugador persigue”, concluyó.
 

Comentarios