La Provincia
Sábado 29 de Abril de 2017

Para ahorrar en transporte, se volvió disparar la venta de motos

En el primer trimestre del año en el país creció un 54% y en Entre Ríos, más del 40%. Por su bajo costo operativo y facilidades para su adquisición, alcanzó niveles pico de hace cuatro años. La más demanda es la unidad de 110 cc.

La moto dejó de ser el medio de comunicación solo de los sectores más bajos, y por su bajo costo económico operativo provocó una explosión de ventas que en la provincia registró un incremento del 40% durante el primer trimestre del año, en comparación con el mismo período de 2016.
En épocas de ajuste, de menor poder adquisitivo, de necesidad de ahorrar porque la plata ya no alcanza, la motocicleta se convirtió en uno de los pocos artículos o productos que han mostrado una notable mejora en la comercialización.
A nivel nacional, en los tres primeros meses del año se vendieron 176 .605 motos en el país, el 54,3% más que en 2016; en Entre Ríos, saltó de 3.768 a 5.313 unidades patentadas. Los niveles de comercialización alcanzaron cifras de cuatro años atrás.
"El cliente fundamentalmente se acerca para bajar el consumo de movilidad que tiene con un auto. Hay un mucho menor costo en combustible, para estacionar, y hasta en el seguro", confió una vendedora consultada por UNO de una de las empresas líderes de venta de motos en Paraná.
Tras un 2016 de retracción de las ventas en todo el país, el inicio de 2017 está marcando muy buenas expectativas para el sector. "Se ha notado ese gran movimiento de ventas", remarcó.
numeros.jpg

Las motos han tenido siempre muy buenas ventajas comparativas, a partir de los planes de financiación. En ese sentido, en el mercado local se pueden adquirir unidades cero kilómetro, hasta en 36 cuotas fijas, con distintos planes de pagos. Por ejemplo, uno de los modelos más demandados en Paraná es la motocicleta de 110 centímetros cúbicos de cilindrada, es accesible a través de 24 cuotas de 1.600 pesos, incluido gastos de patentamiento, casco y seguro incluido.
"Puede ser que haya otro perfil de comprador", reconoció la vendedora, ante la consulta acerca de que se han acercado a las concesionarias, clientes de distintos sectores sociales o dispar poder adquisitivo.
"La ventaja que tiene la venta de motos es que para comprar con financiación solo se exige no estar en el Veraz. Podés tener o no trabajo, pero se puede acceder a una financiación, más allá de que las tasas pueden ser diferentes", aclaró.
Embed

El segmento actual de mayor demanda de ventas está centrado en las unidades entre 100 y 200 centímetros cúbicos de cilindrada, de valores que arrancan desde 18.000 pesos. De todos modos, hay también motovehículos de media gama, cuyos precios oscilan entre 60.000 y 120.000 pesos, y de alta gama, a partir de 100.000 pesos, que volvieron a tener un gran dinamismo desde 2016, a partir del levantamiento de las restricciones a las importaciones, que dispuso el gobierno nacional.
A nivel nacional, según la Cámara de Fabricantes de Motovehículos, el podio de marcas por ventas es liderado por Zanella. La siguen Motomel y Honda, en ese orden; entre las tres concentran el 47% del mercado.
El balance de los primeros tres meses del año, con cifras de ventas que no se obtenían desde 2014, generó grandes expectativas para el resto del año entre las fabricantes líderes del mercado. Y en medio de ese clima, el sector acordó con el Gobierno incentivos fiscales para hacer más accesible la importación de piezas para ensamblar en el país.

Comentarios