Salud
Domingo 07 de Mayo de 2017

Las madres de la medicina y una ONG que crece en Entre Ríos

Viviana Viola es docente y pertenece a una ONG que se llama Mamá Cultiva. Padece de fibromialgia y artrosis. Contó que el cannabis la ayuda a poder seguir adelante, a salir de la cama cuando le agarran fuertes dolores que con los medicamentos convencionales no logra reponerse. Como ella, en la marcha de ayer también había padres y madres de niños con epilepsia refractaria entre otras enfermedades y que encontraron en esta planta al menos un alivio y mejoras en la calidad de vida. Eso fue lo que contaron ayer antes de partir en la Marcha Mundial de la Marihuana.

En Paraná, Mamá Cultiva está compuesta por más de 30 personas y ha crecido: están en Viale, en Villaguay y ya las han llamado de Concordia.

Esta ONG nació en Chile por madres que no encontraban remedios para sus hijos. Con la investigación del cannabis descubrieron que ayuda a distintas patologías y la práctica de cultivar en casa se extendió. "Luchamos por la salud. Hace poco se sancionó la ley –de uso medicinal del cannabis– pero tenemos 60 días para que se reglamente. Está pensada para la investigación médica, permite que se recete y que el Estado se haga cargo", contó Viola, y agregó: "Nosotras luchamos por el autocultivo porque frente a la emergencia lo necesitamos, aunque sea como medida transitoria".

Mamá Cultiva se conformó en agosto en Entre Ríos y cuentan con el apoyo de médicos que están dispuestos a investigar y a especializarse, legisladores y sectores de la Universidad Autónoma de Entre Ríos. Carola Olavarría es quien está al frente de esta organización.

Comentarios