Política
Domingo 21 de Mayo de 2017

La UCR criticó a la Provincia por su "dependencia" de la Nación

El Comité Provincial se reunió en Colón y cuestionó la autorización de la Legislatura para tomar un crédito por 4.000 millones de pesos.

El Comité Provincial del radicalismo, encabezado por el intendente de Chajarí Pedro Galimberti, emitió ayer en Colón un documento crítico a la administración de Gustavo Bordet por ser "un apéndice dependiente" de la administración Nacional de Cambiemos, de la cual la UCR es parte.

"Entre Ríos es tierra de oportunidades y tiene todo para ser una gran provincia. Sin embargo la reiteración de los sucesivos gobiernos del Frente para la Victoria-PJ hoy nos hace tocar fondo. El gobierno provincial carece de iniciativa propia y se convirtió en un apéndice dependiente del Gobierno Nacional o de la toma de endeudamiento externo", señalaron los radicales, cuyos legisladores en la Cámara de Diputados no acompañaron la semana pasada el proyecto que autoriza a la Provincia a tomar un crédito por 4.000 millones de pesos que tiene como principal objetivo refinanciar deuda que tiene vencimiento a corto plazo y elevados intereses.

"En vez de un gobierno ejecutivo los entrerrianos tenemos un gobierno gestor de deuda que solo permite esconder los errores de las anteriores administraciones sin concretar modificaciones de fondo en una matriz de ejercicio del poder que aún sigue vigente", indicó el documento difundido al finalizar la reunión. Los radicales sostuvieron que la provincia "carece hoy de todo tipo de autonomía económica y política y no encuentra otro rumbo que no sea el de hipotecar el futuro de todos los entrerrianos y del próximo gobierno que, se avizora, será de diferente signo al que gobernó en los últimos años". "Los radicales de Entre Ríos, reunidos en Colón y convocados en reunión de Comité Provincia, queremos alertar que estamos en un camino sin salida y que no podemos seguir tomando más deuda para pagar deudas. Rechazamos, en consecuencia, la autorización concedida por la Cámara de Senadores para tomar un crédito de 4.000 millones de pesos, ya que eso, como dijimos conspira contra el futuro".

En el mismo sentido, señalaron: "En sus discursos el gobernador Bordet no deja de pronunciar un puñado de buenas intenciones, pero no corrige la matriz de su gobierno, conspirando incluso contra la tarea de control de las cuentas públicas", en referencia a "la quita de facultades, por parte del Poder Ejecutivo, al Tribunal de Cuentas de Entre Ríos. Esta medida es claramente un obstáculo para que el Tribunal pueda auditar los procesos de las compras públicas y (..) favorece los actos de corrupción".

El ministro de Economía de la provincia, Hugo Ballay, indicó oportunamente que con esa ley "la deuda no se incrementa, sino que sirve para cambiar el perfil de la deuda de corto plazo y de tasas altas, por otro más favorable de mediano y largo plazo".

"Para poder hacer el cierre del ejercicio del año pasado tomamos deuda en el mercado local, con tasas más caras y plazos mucho más cortos, por eso surgió esta nueva necesidad de endeudamiento", explicó.

Asimismo, consideró que la ley aprobada en 2016 que autorizaba realizar préstamos a los municipios "había sido acordada en el programa de títulos 2016", y que "la colocación fue con fecha 2017". El radicalismo en Diputados solo votó a favor la cláusula del 16% para del crédito para los municipios.

Comentarios