Salud
Jueves 04 de Mayo de 2017

Incertidumbre en clínicas ante el modelo prestacional del PAMI

En Entre Ríos y otras provincias, colegios profesionales y sanatorios suspendieron la atención a través de la obra social de los jubilados. Hay preocupación frente a la puesta en vigencia de una modificación en las contrataciones

Al parecer todo es una cuestión de números. A nivel nacional trascendió que el PAMI tiene un presupuesto de 120.000 millones de pesos anuales, pero en lo que va de 2017 pierde 900 millones por mes. El hecho generó una nueva directiva en la obra social de los jubilados: la vuelta atrás en el modelo de contratación. Hasta el 1º de mayo pagaba por los por servicios, ahora lo hará por cada una de las prestaciones y esto provocó incertidumbre en clínicas y en colegios profesionales de la provincia y del país; incluso, en algunas ciudades entrerrianas se suspendió la atención a los pacientes.


Todo indica que el objetivo del PAMI es dejar de perder presupuesto, pero faltan certezas. El cambio en las contrataciones generó que en ciudades como Gualeguaychú o Concordia la voz de alarma provocara el corte de ciertas prestaciones, aunque en Paraná ayer todo parecía funcionar con relativa normalidad. Cierto es que ante situaciones como estas, son los usuarios de la obra social los afectados.


Sergio Casinotti está al frente del PAMI a nivel nacional y decidió rescindir los contratos con sanatorios y laboratorios. Bajo la premisa, según se supo, de no reducir prestaciones, modificarán la manera en que se daban las contrataciones y de pagar por los servicios, la obra social comenzará a pagar por cápita como se hacía años atrás. En 2013 fue modificado este sistema al que ahora se quiere volver.


Víctor Ramón Lozze es el presidente de la Confederación Argentina de Clínicas, Sanatorios y Hospitales (Confeclisa) y también es el titular de la Asociación de Clínicas y Sanatorios de Entre Ríos (Acler). Consultado por UNO, dijo: "Hemos tenido dos reuniones con Casinotti y podemos decir que el PAMI está trabajando de manera intensa en cómo implementar el sistema capitado que propone".


Explicó que en la segunda reunión participaron más de nueve provincias del país con un representante por cada una ya que el PAMI no tienen convenios institucionales sino que lo hace a través de distintos sanatorios. "Estamos siendo muy bien atendidos y recepcionan los problemas que les planteamos para tratar de llegar a un consenso, para que todo siga funcionando", dijo Lozze, y reafirmó: "Hay buena recepción de las autoridades del PAMI y buena predisposición de las provincias para arreglar esto y llegar a un final prolijo".


***
Diagnóstico



Hay coincidencias en que la experiencia de años anteriores con el sistema capitado generaba muchos inconvenientes. De todos modos, desde PAMI afirmaron que la situación deficitaria por la que atraviesa es el único y principal motivo del cambio de modalidad y que la situación actual es imposible de sostener si no cambia ese modelo.


Desde Confeclisa manifestaron en las instancias mantenidas la conveniencia de aplazar el inicio del nuevo sistema hasta tanto los prestadores se readapten y se adecuen al mismo y se expuso la preocupación del sector respecto del remanente facturado por el anterior modelo.


Lo cierto es que desde esta semana el modelo cambió, hay poca claridad sobre su implementación y esto provocó que se suspendan prestaciones en numerosas ciudades del país.


En distintas provincias argentinas las atenciones médicas se vieron reducidas ayer. En Tucumán, por ejemplo, varios sanatorios rechazaron el cambio de modelo, suspendieron turnos y cirugías que estaban programadas.


En Santiago del Estero fueron los oftalmólogos los que se plantaron y restringieron las prestaciones a jubilados y pensionados.


En provincia de Buenos Aires, se dijo ayer, en la semana también habrá clínicas que dejarán de atender.


Así, en distintas provincias del país y la región se tomaron medidas similares y la incertidumbre crece.


En Entre Ríos son unos 200.000 los jubilados y pensionados que están afiliados al PAMI, son los más perjudicados o los que en principio quedaron en el medio de esta situación.


En la provincia hubo varias suspensiones y hasta una manifestación de jubilados en Gualeguaychú que llevó adelante el Consejo Municipal del Adulto Mayor (Camam) donde presentaron un petitorio con un conjunto de necesidades a resolver. En esa ciudad se conoció que desde el Círculo Bioquímico cortaron la prestación en el inicio de la semana y por estas horas buscaban soluciones.


Por otra parte, el sanatorio Concordia de la Capital del citrus anunció que cortó la prestación a los afiliados a la obra social y desde esta clínica manifestaron que el cambio en el modelo de contratación significa un retroceso.


Falta conocer cómo se terminará de implementar esta modalidad, que se había dado de baja hace cuatro años por las deficiencias que presentaba. Como sea, son los afiliados quienes necesitan una solución con urgencia y esta semana, al parecer, es clave para saber cómo se resolverá la situación.



***
Un nuevo sistema que generó polémica


La titular del PAMI de Concordia es Marta Charadía y explicó los alcances del retorno al sistema de prestaciones por cápita.


Según consignó Diario Río Uruguay, la titular de la obra social sostuvo: "Es un cambio en el modelo prestacional, en el que volveríamos a la modalidad que existía hasta el año 2014, cuando pasó de ser por cartera a un modelo capitado".


Consultada por las diferencias entre modelos, la profesional dijo que había un conjunto de afiliados asignados y recibían el pago, primero por un adelanto y luego por las prestaciones realizadas. Mientras que en el modelo por cápita cada clínica o profesional especializado tendrá una cantidad determinada de prestaciones que regirá la posterior retribución económica. "Es como el actual modelo de médicos de cabecera", señaló en declaraciones al programa Con Todo al Aire de Radio 10 Concordia.


Desde la semana pasada, siempre según la funcionaria, hubo reuniones con diferentes prestadores en la búsqueda por llevar tranquilidad y en la explicación de cómo funcionará el nuevo modelo.


En estos encuentros con los representantes de los colegios, círculos y asociaciones de clínicas y sanatorios, manifestaron la realidad económica por la que atraviesa el PAMI, y al parecer esto se repitió en otras zonas e instancias que se dieron a nivel nacional. Sobresale en las declaraciones que hubo a lo largo y ancho del país que los prestadores se niegan a firmar el nuevo acuerdo porque lo entienden inviable al conocer cómo funcionó en aquella otra época. El PAMI decidió intervenir de fondo en los costos de laboratorios, internaciones e insumos y pasó todo ese paquete al nuevo sistema que generó la polémica.


Comentarios