Ambiente
Viernes 17 de Marzo de 2017

El puente de la calle Raúl Solanas continúa clausurado y abandonado

El paso que une el Thompson con el complejo del túnel subfluvial fue reinaugurado en 2012 y en noviembre de 2015 lo volvieron a cerrar.

Cuando vengan los turistas en Semana Santa a recorrer el Thompson y pregunten por qué está cerrado el puente que une el "complejo turístico" con el área del túnel habrá que ensayar una explicación rápida.

Hoy la barricada es digna de The Walking Dead o esas esas series en donde se habla de una invasión que busca el fin de la humanidad.

El puente sobre la calle Raúl Solanas está para dividir dos sectores bien marcados de la sociedad paranaense.

Los fines de semanas o feriados, de este lado del puente están las parrillas del Thompson en donde los asados populares y la cumbia a fondo sacuden los mediodías.

Del otro lado, enseguida, aparece el Club Náutico Paraná con sus grandes yates amarrados y las guarderías de embarcaciones que crecen a un ritmo tremendo.

La realidad marca que las autoridades del Consejo Interministerial que controla el Túnel Subfluvial que une Paraná con Santa Fe decidieron clausurar el paso en noviembre de 2015 porque faltan permisos según lo que argumentaron.


La reinauguración formal se realizó en 2012 cuando se hablaba de recuperar el Borde Costero.


Con el paso cerrado la escena se completa con el arroyo Las Viejas, que pasa por debajo del puente rumbo al río Paraná, que está contaminado y lleno de basura.


Una postal bastante complicada para una ciudad que sueña alguna vez tener expectativas para ingresar entre las opciones turísticas del país.




Comentarios