Despidos
Jueves 08 de Junio de 2017

Crece la angustia de los empleados del Alvear a una semana del cierre

Pasan los días y no aparecen los dueños del hotel para hacerse cargo de la indemnización. Los trabajadores se sienten desprotegidos

Ayer se cumplió una semana del cierre del hotel Alvear, y Daniel Ferro, uno de los exempleados con más antigüedad en el lugar, con 24 años de servicio, tomó un papel y una lapicera para canalizar su angustia. Escribió una extensa carta y la hizo pública, expresando sentimientos encontrados por la situación que atraviesan los 14 trabajadores que perdieron su fuente laboral de manera abrupta, sin explicaciones y sin cobrar todavía un peso en concepto de indemnización ni de sueldos adeudados.

LEE más >>>> A una semana del cierre circula una conmovedora carta de los despedidos del hotel Alvear

En su misiva, Ferro habló de "una mañana con muchas preguntas, desconcierto, impotencia", en referencia al día en que llegaron al hotel situado en la Peatonal de Paraná y encontraron los ingresos cerrados con candado. Un desconocido les impidió el paso y les dio el primer aviso: "No podés pasar porque estás despedido", le dijo alguien que se negó a identificarse.


Ferro, quien desarrollaba su labor en el área de Mantenimiento, también expresó que "fue una semana de mucho dolor, de muchas preguntas" y señaló: "Somos 14 empleados que quedamos desocupados y en la calle, con familias y sin respuestas de ningún tipo".
"Hasta la fecha no tenemos nada, es por eso que les pido que nos ayuden a poder sobrellevar este problema tan grande y desesperante y poder así encontrar una solución favorable para todas las familias que dependían de este sustento. Son noches sin poder dormir bien, la cabeza no para de dar vueltas por pensar porqué pasó esto y de esta manera, con trabajadores que pasaron sus vidas en ese hotel y que ahora terminan desocupados", relató.
Consultado por UNO, el trabajador confirmó que ya iniciaron acciones legales con una abogada, reclamando la indemnización adeudada, dos meses de salarios atrasados, vacaciones impagas y un bono de fin de año que nunca les liquidaron. "Estamos esperando que respondan la cédula que mandó la abogada particular que tenemos", indicó, y mencionó que la contestación tendría que llegar entre hoy y mañana.
Según comentaron los trabajadores, el mayor inconveniente que tienen para hacer el reclamo es que figura una sociedad a cargo del hotel. "Nos dicen que no se sabe quiénes son los dueños, pero nosotros lo sabemos, ya brindamos los datos. Hace 30 años que son los mismos propietarios y de la nada se mandaron a mudar", aseguró.
El grupo de empleados despedidos espera ser convocado por el secretario de Trabajo de la Provincia, Oscar Balla, con quien intentaron reunirse ayer para solicitarle que desde el organismo intervengan para que puedan ser reincorporados, ya que los datos que manejan es que el inmueble fue vendido a un comerciante de Paraná, que junto a dos socios estarían remodelando el hotel para reabrirlo.
"Pedimos que averigüen con quién hizo el acuerdo esta persona. Si quienes estaban antes vendieron el hotel y hubo quienes lo compraron, tienen que hacerse cargo, no pueden hacerse los desentendidos los nuevos propietarios", requirió Ferro, y lamentó: "No queremos que nos dejen solos, abandonados, porque los dueños tienen nombre y apellido y nadie hace nada".
Consultado sobre el tema, Balla sostuvo: "Es un hotel de muchos años que fue cambiando de dueños y no se sabe quién es el verdadero responsable del hotel. Figura una sociedad que tiene domicilio en Buenos Aires. Ya en esta instancia no tenemos incumbencia como Secretaría de Trabajo, aunque si averiguamos quién es el dueño lo podemos citar, porque nos preocupa la situación de los trabajadores, pero no lo podemos obligar a que concurra".
Asimismo, el secretario de Trabajo expresó: "Sabemos que ellos buscaron una abogada particular y cuando hay una demanda la Justicia puede determinar a quién corresponde la sociedad. Además, ahora está cerrado, pero hay un capital y en algún momento alguien vendrá a hacerse cargo".

La congoja de vivir sin respuestas

Sobre la situación actual de los trabajadores del hotel Alvear que quedaron sin empleo, Sergio Lescano, uno de los conserjes, manifestó a UNO: "Desde la semana pasada a hoy, seguimos tal cual. Nadie se acercó, estamos solos con todo esto y no sabemos qué camino tomar. Vivo en el campo, en Cerrito, y llega la tardecita y me entra la congoja. Son muchos recuerdos, son 23 años de trabajo en ese lugar. Tengo dos hijas, una de 24 y otra de 17, y la más chica aprendió a caminar en el hotel, entre los sillones, porque una época estaba de encargado y viví un tiempo ahí". También se refirió a cómo la están sobrellevando otros de sus compañeros, que dependían de ese ingreso para mantener a su familia: "Se hace difícil y hay casos diversos. Hay una señora que es sola y tiene varios niños; otro de los chicos tiene atrasado dos meses el pago del alquiler y tiene miedo de que lo desalojen", sintetizó.
Oscar Balla, secretario de Trabajo de la Provincia, opinó sobre el incremento del desempleo: "Desde el año pasado se perdieron varios puestos de trabajo privado y eso continuó en el transcurso de esta año. Se ha querido parar en cuanto a los despidos y por ejemplo en el rubro de la construcción se logró, pero los puestos que ya se perdieron no se volvieron a recuperar".
Asimismo, hizo alusión al empleo informal, que viene creciendo: "Nos reunimos con los sindicatos una vez por semana o cada 15 días para tomar conocimiento de la situación. Se sabe que el empleo informal ha aumentado e incluso los propios trabajadores aceptan seguir trabajando en otras condiciones para no perder su empleo", concluyó.

Comentarios