La Provincia
Viernes 16 de Junio de 2017

Casa Solidaria sigue reclamando apoyo del Estado

El proyecto de inclusión de personas en situación de calle de Paraná no funciona desde fines del año pasado. Mientras tanto, señalan que faltan políticas públicas para el abordaje de la problemática más allá de la caridad.

La organización Casa Solidaria sigue reclamando respuestas del Estado para volver a funcionar. Se trata de un dispositivo de inclusión social, restitución de derechos e integración cultural comunitaria para personas y familias en situación de calle, que debió cerrar sus puertas a fines de 2016 ante la imposibilidad material de seguir adelante con su trabajo.

Ana Quercia, psicóloga social y una de las impulsoras de la iniciativa, resaltó la importancia de que Casa Solidaria cuente con el acompañamiento estatal necesario para que la problemática de la situación de calle sea abordada no solamente desde la caridad o de la atención de las necesidades básicas como la salud, la alimentación o el abrigo, sino fundamentalmente con el objetivo de restituir los vínculos sociales. "El aislamiento social mata más que otras enfermedades" , aseguró.

Ana Quercia Fragmento

Faltan políticas

"Esta situación está mucho más se sensibilizada y a la vez hay toda una orgánica dentro del sistema que invisibiliza aún más esta situación, que además no tiene un abordaje, no hay acciones políticas concretas y reales ante la necesidad de las personas en situación de calle. Me parece que estamos en un problema político, social, histórico y cultural", sostuvo la psicóloga social y docente de la Universidad Autónoma de Entre Ríos (Uader).

Casa Solidaria tiene algo más de 7 años. Es un proyecto que en su momento fue pensado para poder articularlo conjuntamente con el Estado, pero esto nunca puedo ser llevado adelante plenamente: "Sabemos claramente que abordar esta problemática no es algo que tengamos muy aceitado. Se la lee desde otro lugar y, entonces, se resuelve desde otro lugar, que mayoritariamente tiene que ver con la caridad. En realidad este proyecto apunta a que podamos promover espacios junto con estas personas y estas familias, para que podamos empezar a entramar nuevamente vínculos y a partir de ahí puedan empezar a empoderarse para reconstruirse como sujetos sociales".
"El aislamiento social mata mucho más que muchas enfermedades"
En ese sentido consideró que la propuesta de Casa Solidaria es "articulable", pero en la práctica concreta "el Estado ha estado ausente y está ausente". Esta ausencia, según Quercia, se basa en el desconocimiento de cómo realizar el abordaje de la temática.

"No están mal los roperos solidarios, que se organicen eventos para donar alimentos, que se organicen espacios para dar un plato de comida. Está muy bien eso, pero acá falta algo más y es que tomemos conciencia de que el aislamiento social mata y mata mucho más que otras enfermedades", subrayó. "El trabajo fuerte que hay que hacer es seguir fortaleciendo este entramado social, incluyéndolos de verdad".

Otro aspecto importante que es indispensable hacer consciente, es que la mayoría de las personas en situación de calle "están recorridas por la problemática del consumo". Por lo tanto, si "tampoco hay instituciones públicas al servicio de la salud de estas personas, se complejiza muchísimo poder acompañarlas.

Superar el voluntarismo

En este momento Casa Solidaria no esta funcionando, a pesar de las reuniones que sus impulsores han mantenido con representantes de los tres estados: nacional, provincial y municipal, así como del Concejo Deliberante, sin haber obtenido respuesta. "Lo que necesitamos es un soporte, el recurso humano que pueda acompañar para que este centro de día claramente se pueda instalar institucionalmente en esta provincia, porque el abordaje que ofrecemos es totalmente distinto. Como esto el Estado no lo puede interpretar, no tenemos la posibilidad de que nos acompañen", dijo.

"Estos proyectos requieren de un compromiso emocional con cierta fortaleza, pero está en el orden del voluntariado. Entonces éramos tres, o cuatro en algunas situaciones, los que conformábamos el equipo. Es demasiado poco para sostener semejante problemática", finalizó.

La entrevista completa:

Ana Quercia

Comentarios