Paraná
Viernes 22 de Septiembre de 2017

A Blas Parera y a Don Bosco no se les prende ni una lamparita

En dos de las avenidas más importantes de Paraná hubo obras de ensanche que finalizaron hace meses. Pero carecen de luminarias y cada noche hay amplias zonas que se vuelven inseguras. Los vecinos realizaron numerosos reclamos

Si algo tienen en común avenida Blas Parera y avenida Don Bosco, es la oscuridad. En ambas hubo obras de ensanche y mejoras sustanciales en su traza, pero tras su finalización, presentan zonas muy oscuras. Hay vecinos preocupados, más que por el tránsito, por la seguridad; los mensajes con reclamos y quejas llegan a UNO con regularidad en el último tiempo: piden soluciones.


Cualquiera que se pare en Blas Parera y Churruarín, hacía Almirante Brown o hacia Almafuerte va a poder dar cuenta enseguida de la oscuridad de la zona. Lo mismo, quien se pare en Don Bosco a la altura de Presbítero Grella y en dirección a avenida Ramírez; no se ve nada, más allá de las luces de algunos comercios, de las casas y de los autos.


No son las únicas zonas complicadas de Paraná, hay reclamos en diferentes lugares, pero en el último tiempo, con la finalización de ambas obras, el problema se hizo más visible.


Pablo Aranda es vecinalista desde hace unos 20 años. Está al frente de la comisión de La Milagrosa que se encuentra a lo largo de la parte oscura de Blas Parera. Habló del barrio en general, de los avances que lograron, de las mejoras en su plazoleta, de los contenedores de basura y del gas natural. Pero sobre la iluminación de la avenida principal de su jurisdicción, sabe, es una necesidad que necesitan que se resuelva pronto.


Contó que hacia Almafuerte, Alumbrado Público puso de manera provisoria algunas luminarias esporádicas. "Están muy distanciadas y son para dar un poco de claridad nomás. Es peligroso. Yo cruzo a comprar algo y tengo que andar siempre mirando. Cuando ya oscurece la zona se pone difícil, más para una persona mayor", dijo y agregó: "Tengo entendido que hay muchas zonas así".


Además de la inseguridad habló de lo difícil que es cruzar por la avenida con un transito que respeta poco al peatón, va rápido y no siempre lleva los faroles en condiciones. "Las motos, cuando menos se piensa, se las tiene encima; faltan incluso indicadores de velocidad. Lo que es Blas Parera, quedó muy buena a la vista, pero de día, los reductores de velocidad quedaron rotos, hay un montón de cosas que están faltando".



Tinieblas



A mediados de diciembre, el ensanche de Blas Parera estaba prácticamente concluido, con las obras de infraestructura finalizadas y el reasfaltado integral de todo el tramo, desde Circunvalación hasta Almafuerte.


Entonces, de manera oficial, la comuna había señalado que entre los trabajos pendientes que se realizaban por fuera de la licitación de la obra vial e hidráulica, se encontraba la instalación y puesta en funcionamiento de un nuevo sistema de alumbrado público. De esto ya pasaron nueve meses.


Algunos creen que la responsabilidad de la dilación recae sobre la Municipalidad, por no cancelar los pagos a las empresas, para que terminen la tarea con el alumbrado; por otro lado, hay quienes afirman que en realidad la demora se debe a deudas que tienen algunas firmas con los pagos de los impuestos; pero de estos aspectos no hay certezas.


Con respecto a Don Bosco, en marzo se informó que la instalación del alumbrado público había comenzado desde la intersección con avenida Blas Parera, en dirección hacia el centro de la ciudad. Las estructuras que se habían comenzado a instalar –y que en gran parte lo están– son unas 30, y estaba previsto que alcanzaran hasta Presbítero Grella.


El alumbrado público, como las nuevas estructuras semáforicas, estaba incluido en una licitación complementaria a la obra de ensanche de avenida Don Bosco, con un plazo de ejecución de alrededor de cuatro meses. Pero en realidad hubo que esperar hasta el 1° de agosto cuando se informó que ya se habían colocado todas las nuevas estructuras que permitirán dotar de un nuevo sistema lumínico a esa vía troncal y se dijo, incluso, que estaba habilitado el nuevo alumbrado en entre Circunvalación y José Rondeau, mientras que en otros sectores aún permanecía el viejo sistema. Habrá que agregar que al menos por ahora, hay tramos que permanecen oscuros por lo menos desde Ramírez.



Claridad



Pablo Acosta está al frente de Alumbrado Público municipal. El área en la que trabaja, si bien está relacionada a la problemática, no es la responsable de que estas avenidas estén sin luz. Conocedor del tema, contó que los primeros pasos para las obras de las dos avenidas tuvieron su punto de partida en la gestión municipal anterior y la actual les dio continuidad.


"Don Bosco está en un 90% terminada y está cerca de ser inaugurada. Nosotros, desde el área, ya hemos presentado los pedidos de factibilidad para poner puntos de medición estratégicos, pero su habilitación queda en manos de la empresa que hace el trabajo y del Ejecutivo municipal", señaló Acosta.


Con respecto a Blas Parera, dijo que desde hace meses presentan certificados y demás, pero que la obra para el alumbrado público no avanza. "Desde Almafuerte hasta Francia es donde tenemos los mayores reclamos de los vecinos. Después de una reunión que mantuvimos con ellos volvimos a poner algunas luminarias que habíamos dejado sin funcionamiento, por la oscuridad que había y la inseguridad", agregó.



Acosta sostuvo que la conexión la tienen que hacer las empresas contratadas para la tarea porque se trata de obras ya cerradas. "Nosotros ni siquiera tenemos intervención, si bien, por ejemplo en Blas Parera, es el inspector de Alumbrado Público es el que dictamina el avance o no de la obra. A decir verdad, estamos preocupados porque tenemos una infinidad de reclamos y con justa razón", agregó Acosta. Señaló que si bien en algunos tramos dan alguna solución paliativa, tampoco pueden hacerlo en todos lados porque hay una garantía que corre por la obra que se hizo y la que se debe hacer.


De todos modos, desde el área, explicó, ya se cumplimentaron los burocráticos necesarios para que las avenidas estén iluminadas.


También contó que en unos 10 días, inaugurarán la iluminación de calle Maciá. "En esa calle nosotros no tuvimos nada que ver con la obra, pero nos hicimos cargo porque fue un pedido del intendente Sergio Varisco. También era una obra a llave cerrada, así se dice, pero ahora nosotros nos hicimos cargo del alumbrado. Instalaremos LED con una alimentación nueva. Con el tiempo, se pondrá un semáforo", contó para finalizar, entre otras precisiones.



Comentarios