La Provincia
Jueves 08 de Enero de 2015

La oposición se muestra activa en la provincia

Zavallo y Fuertes trabajarán juntos para instalar a Massa. De Ángeli dijo que la alianza con la UCR se hará en marzo

Mientras el urribarrismo apunta  todos su cañones para lograr instalar al gobernador, Sergio Urribarri, como el principal antagonista del bonaerense Daniel Scioli en la pelea por la candidatura presidencial del oficialismo, diferentes sectores de la oposición comienzan a mostrarse  en actividad electoral.


Ayer los precandidatos a gobernador del massismo, el intendente de Villaguay Adrián Fuertes y el dirigente bustista Gustavo Zavallo, se mostraron juntos organizando la visita del candidato presidencial Sergio Massa a la provincia.


Hace un año hubiera costado que alguien desenfundara el celular para fotografiar a los dos sub 45 tomando un café, ya que como la mayoría de los dirigentes peronistas de esa franja etaria, mantenían una buena relación. Sin embargo, ya en campaña, hubo cruces duros.


Pero ayer informaron que en el encuentro no solo definieron la forma de “trabajar juntos para consolidar la figura de Massa en la provincia, sino que además afirmaron sus coincidencias políticas”.


“Si bien cada candidato viene haciendo su propia construcción de cara a 2015, ambos se encolumnan tras la figura de Massa y buscan fortalecer ese espacio en el ámbito provincial. Los identifica la pertenencia generacional ya que –al igual que Sergio Massa- tienen menos de 45 años y una visión innovadora frente a la realidad y la política. Ambos recorren la provincia, pueblo por pueblo y cuentan con locales partidarios en las ciudades más importantes” se informó en el perfil de Facebook de Fuertes.


También se indicó que “la competencia dentro del espacio renovador fue siempre en un contexto de respeto y madurez política, sabiendo ambos que la meta nacional es la misma. Ello, sin contar la amistad e identificación de ideales políticos que comparten desde hace muchos años” ambos dirigentes.

 

 

Vecinalistas e independientes

 


Por su parte el senador nacional Alfredo De Ángeli (PRO-Entre Ríos) le dio ayer un empujón en los medios nacionales a la posibilidad de una alianza entre el macrismo y el radicalismo en la provincia. Aseguró que las alianzas provinciales entre macrismo y UCR llevarán a un “gran acuerdo de partidos” a nivel nacional, y advirtió que “el narcotráfico está entrando” en la provincia.


El dirigente ratificó el “diálogo” que mantiene con el radical Atilio Benedetti. “El diálogo está, tenemos muchas coincidencias con el radicalismo. Hablamos de la necesidad de empezar a trabajar con equipos técnicos en salud, educación, seguridad, economía, pero no de nombres o de estrategia. Como las elecciones van junto con las nacionales creo que a partir de marzo habrá que tomar definiciones. El crecimiento de Mauricio Macri no escapa a Entre Ríos y muchos están viendo cómo fortalecer la oposición para formar un gran frente para gobernar la provincia”, indicó.


Igualmente aclaró que todavía no se habló de nombres ni de cargos,  restándole importancia a las versiones surgidas del radicalismo que daban cuenta de la expectativa de los correligionarios para que  Macri le indicara que acepte acompañar como candidato a vicegobernador a Benedetti.


Cuando le preguntaron si ese frente entre macristas y radicales podía replicarse a nivel nacional, De Ángeli puso como ejemplo la Mesa de Enlace. “En el 2008 había dirigentes que jamás podían estar juntos, sin embargo abajo, las bases, se unieron y eso obligó a que en la Mesa de enlace trabajaran juntos (...) No sé cómo va a ser la fórmula presidencial, pero sí sé que tiene que haber un gran acuerdo de gobernabilidad. En Entre Ríos, radicales y PRO, junto a vecinalistas e independientes, llegarán a un gran acuerdo y eso va a llevar que arriba también haya un gran acuerdo de partidos entre UCR y PRO para devolverle la institucionalidad a este país”, indicó en declaraciones difundidas por su equipo de prensa.

 

 

Planteo radical

 


El martes el radicalismo había difundido un documento instando a todas las fuerzas políticas a unirse en un frente contrario al urribarrismo, basado sobre todo en críticas a la campaña del gobernador entrerriano y especialmente al parador turístico de Mar del Plata. Ayer tanto Zavallo como De Ángeli también criticaron la situación considerándola un gasto excesivo y realizado solamente con fines electorales.

 

 

Comentarios