La Provincia
Miércoles 11 de Noviembre de 2015

La interna radical se anticipa en la campaña de Macri

Troncoso cuestionó que el candidato presidencial haya sentado a su lado a Benedetti en Paraná

El actual intendente de Maciá y diputado electo, Ricardo Troncoso, salió ayer a cuestionar el gesto que el candidato presidencial Mauricio Macri le prodigó al exdiputado nacional Atilio Benedetti durante su paso por Paraná. “Nos preocupa que Mauricio Macri se haya mostrado junto a Atilio Benedetti en la conferencia de prensa que ofreció el último lunes en Paraná”, dijo, sin vueltas, Troncoso.

El maciense fue de los primeros dirigentes radicales que impulsó públicamente el acuerdo con el PRO, y también la candidatura a gobernador de Alfredo De Ángeli.

Troncoso dijo: “A algunos intendentes y dirigentes radicales nos llama la atención que el candidato a presidente se haya sentado al lado del único responsable de que la UCR no haya presentado candidato a gobernador por primera vez en su historia”. 

La alusión no fue solamente a la situación que terminó con la declinación de la fórmula que Benedetti formó con el massista Adrián Fuertes, sino a la negociación establecida por el benedettismo que terminó relegando la postulación de su líder  pero colocando a la amplía mayoría de los integrantes radicales de la lista de diputados en los primeros 12 lugares, que son los que resultaron electos. 

“Por eso nos vemos alertados ante la posibilidad de que la foto con un “piantavotos” como Benedetti atente contra los resultados de las elecciones del 22 de noviembre, afectando a la figura del candidato por el Frente Cambiemos”, afirmó Troncoso en un comunicado. 

No se trata del primer cruce de Troncoso a Benedetti. El 28 de octubre ya lo había cuestionado por salir a hablar de la “recuperación del radicalismo” tras el resultado electoral que le permitió a la alianza radical macrista imponerse en 28 municipios  y colocar 12 diputados y ocho senadores en la Legislatura  provincial. 

En esa oportunidad, Troncoso dijo: “Resulta vergonzoso que Benedetti, el único responsable de que el radicalismo no haya podido contar por primera vez en la historia con un candidato propio para la Gobernación, salga ahora a hablar del partido como una alternativa de poder cuando brilló por su ausencia en los momentos donde debía figurar”. 

“Por eso indigna que pretenda hablar de la recuperación del partido cuando, si el radicalismo volvió a cobrar protagonismo en la escena política es gracias al trabajo arduo de sus hombres, que supieron escuchar a la gente e interpretaron la extrema necesidad de cambiar la realidad de nuestra provincia, que día a día resulta más complicada”, agregó el dirigente que, evidentemente, entiende que la conducción del benedettismo es una etapa finalizada en la UCR. 

Comentarios