A Fondo
Martes 19 de Abril de 2016

La forma que tiene tu dedo gordo te permite saber cómo te va a ir en el amor

El tamaño del pulgar puede decir mucho acerca de cómo es la relación de una persona con su pareja. ¿Sos apasionado? ¿intenso? ¿estratégico? ¿complicado?

Los dedos de la mano muchas veces son asociados a cuestiones vinculadas con la intimidad de una persona. En algunos casos los dedos revelan características del aspecto íntimo masculino, la palma muestra el futuro y  hasta puede mostrar cómo es la vida amorosa en pareja.
 
En el caso del pulgar, dependiendo del tamaño de ciertas secciones resulta que se puede detectar como será la vida amorosa.
 
El pulgar se divide en dos secciones, y de acuerdo al tamaño de cada uno se puede definir la personalidad y el vínculo sentimental:
 
Tipo A: La primera parte del pulgar es más larga que la segunda
Es intenso, una persona muy apasionada. Se entrega totalmente a quien le gusta  y esa persona se convierte en el única importante en su vida. Puede asustar a muchos, pero cuando la otra persona siente lo mismo, no hay momento más mágico. El consejo es acercarse de manera lenta al otro para o asustarlo. 

 

Tipo B: La primera y segunda parte del pulgar son idénticas
Es estratégico, quiere tener todo bajo control. Generalmente consigue sus objetivos ya que apuesta todos los esfuerzos hacia ello: el amor y la pareja ideal son solo una meta más. Aunque esta persona pueda parecer fría, en verdad tiene empatía que permite entender los sentimientos del otro, sin dejarse llevar por las emociones y resolviendo los problemas de la mejor manera. Son estables.

 

Tipo C: La segunda parte del pulgar es más larga que la primera
Son personas que no están rodeadas de mucha gente, pero los que están, te valoran mucho. Es digno  de confianza. Puede observar y reflexionar sobre lo que le sucede a las personas amadas y por eso dar buenos consejos.
Sin embargo el amor se complica por eso mismo. A diferencia de las personas que puede ayudar, no logra expresar los sentimientos tan fácilmente. Eso lleva a perder oportunidades de relaciones,, pero no hay que preocuparse, pueden venir más.

 

Comentarios