Básquet
Martes 30 de Agosto de 2016

La exitosa lista de Santander hace 14 años

Hace 14 años Echagüe entregaba la lista de buena fe para jugar el Torneo Nacional de Ascenso de básquetbol luego de una gran campaña. Pero claro, la explosión de sus chicos en la edición anterior hizo que la mayoría emigrara. En la lista dada por el club para jugar la 2002/2003 ya no estaban Federico Van Lacke, Chicho Porta, Damián Tintorelli, Pablo Jaworski y el Melli Fernández. Pavada de nombres que luego iban a triunfar en la Liga Nacional y el exterior.

A la nueva lista se le sumaban los pibitos Federico Sureda, Diego Crocce, Juan Cantero y Mariano Byró.

Chicos con pasta, pero completamente principiantes para encarar una categoría durísima. Sobre todo porque aquel Echagüe cerraba su equipo con un promedio de edad de 20,1 años. Ni más ni menos “La incógnita pasa por saber cómo reaccionará este equipo”, se planteaba el periodista Martín Macor luego de hacer el anuncio en el suplemento Ovación del sábado 31 de agosto de 2002.

Lo mismo debe haber pasado por la cabeza del presidente Eduardo Bianchini y por el mismísimo entrenador Silvio Santander. Los mayores de aquel Echagüe eran: Jorge Pautasso (31 años), Oscar Heis (25), Federico Sureda (23), Diego Crocce (21), Gustavo Souto (21), Mariano Gómez (21). Y los menores... tomá nota: Alejandro Zilli, Juan Cantero, Mariano Byró, Cristian Bertonchini, Francisco Morresi, Robinson Neugebauer, Alejandro Bahler, Álvaro Todone, entre otros.

El equipo iba a recibir un duro golpe al perder en el debut ante Central Entrerriano de Gualeguaychú, pero a medida que pasaron las fechas fue creciendo hasta lograr una identidad. Con la impronta y la vehemencia de su entrenador comenzó a ganar hasta convertirse en candidato. Echagüe llegó a disputar una de las semifinales del ascenso ante el poderoso Argentino de Junín, luego de dejar en el camino a Regatas de Corrientes.

El jueves 15 de mayo de 2003 se despidió de la competencia al perder el cuarto partido de la serie semifinal ante el Turco por 78 a 69. Echagüe jugó acompañado por 3.000 personas en el estadio Luis Butta y se despidió de pie y al grito de “Vamos, vamos los pibes”.

El equipo salió a la cancha aquella noche con Sureda, Cantero, Byró, Zilli y Crocce. Ingresaron Oscar Heis, La Vieja Pautasso, Ale Bahler, Gustavo Souto y Panchito Morresi.

Un proceso exitoso en cuanto a resultados y proyección. Aquellos pibes, con un promedio de 20 años, iban a ser profesionales y en algunos casos figuras del básquet nacional. Hubo jugadores que fueron campeones del TNA como Zilli y Heis. Hubo otros que triunfaron en el exterior como Sureda. Y otros que tuvieron una carrera exitosa en la máxima categoría como Byró y Cantero. Este último llegó a integrar la lista de la Selección Argentina que fue a jugar el Mundial de Turquía y quedó afuera a último momento por lesión.

Ah y el DT llegó a lo más alto. Fue campeón de la Liga Nacional con Quimsa hace dos temporadas e integra el staff de la Selección Argentina.

Hace 14 años soñaban con ser profesionales en una lista de audaces y hoy son parte de la historia del básquet argentino.

Comentarios