Policiales
Martes 06 de Octubre de 2015

Indagan en el entorno íntimo del joven ejecutado en Paraná

El crimen de Marcelo Nicolás Gabarro tiene características de venganza. El joven de 24 años fue hallado muerto con un disparo en la cabeza el domingo por la mañana en calle López Jordán de Paraná. 

La investigación por el asesinato de Marcelo Nicolás Gabarro aún no tiene alguna hipótesis firme ni sospechosos a la vista, pero los pesquisas de la División Homicidios de la Policía y el fiscal a cargo de la misma Álvaro Piérola se encuentran indagando en el entorno íntimo de la víctima, aunque no descartan ninguna hipótesis.

El joven de 24 años fue hallado muerto con un disparo en la cabeza el domingo por la mañana en calle López Jordán al final. A unos 800 metros, su auto Fiat 147 apareció quemado.

Los familiares y personas más cercanas a Gabarro afirman que el muchacho no tenía deudas con nadie. Nadie desmintió que padecía una importante adicción a estupefacientes. Respecto de su vida sentimental, se supo que hacía un mes había terminado la relación con su novia, aunque no se descarta que haya mantenido encuentros con otra mujer, y que por este lado haya tenido la brutal represalia.

Por ahora hay muchas pistas y versiones sobre el crimen, pero ninguna cuenta con pruebas o testimonios con alguna firmeza tal que ayude a profundizarla.

Ahora se esperan los entrecruzamientos de llamadas del celular de Gabarro, para conocer con quién se comunicó en las horas previas a su muerte. Su celular no apareció, pero tal información debe ser aportada por la empresa de telefonía celular a la Justicia. Se supo que la noche anterior estuvo con dos mujeres con quienes habría ido a comprar droga a la zona del Thompson, pero ellas afirman que dejaron de verlo alrededor de la 1.30, y nada más se supo de él.
 

Comentarios