a
Martes 12 de Julio de 2016

Días movidos para el tránsito en Paraná

Se vienen días movidos y de grandes cambios para el tránsito en la capital entrerriana. Es que a partir del domingo calles del centro cambiarán de sentido. Según la Municipalidad de Paraná es para favorecer el funcionamiento de los colectivos urbanos, que movilizan a diario a miles de usuarios.


Las modificaciones tienen como objetivos aumentar la eficiencia del transporte público (que muchos consideran que no es tan así) en un importante sector de la capital entrerriana, ordenar el tránsito en general, reducir el tiempo de viaje de los usuarios y bajar los costos de funcionamiento del sistema. Esto en los papeles previos; pero la transformación trajo algunas protestas por parte de comerciantes, taxistas, remiseros, repartidores y ciudadanos comunes, que ven que el nuevo esquema va traer problemas y que la solución no es esa. Se pudo ver, en negocios de las calles que tendrán la alteración, carteles claramente en contra de la medida dispuesta por las autoridades municipales. Como así también hay personas que están de acuerdo y que se tiene hacer algo por el caótico tránsito en una ciudad que viene creciendo y que el transporte público no cumple con las expectativas; y ayer anunciaron los cambios en su recorrido de las líneas de colectivos afectadas por las medidas del domingo 17.


Para enumerar, los cambios abarcan calle Gualeguaychú, que desde el domingo correrá en sentido al centro con una sola mano, mientras que Echagüe lo hará en dirección hacia las Cinco Esquinas. Calle España pasará a tener circulación de oeste a este y continuará en 25 de Mayo: ese tramo de la arteria con cantero central ahora será doble mano entre Monte Caseros e Yrigoyen. Por su parte, 25 de Mayo entre Yrigoyen y avenida Ramírez mantendrá su dirección actual. Y finalmente, Alem-Perú tendrá circulación este a oeste, desde Cura Álvarez hasta el cementerio municipal. Mientras que Alem, entre Alsina y avenida Ramírez, tendrá sentido de circulación oeste-este, para acompañar el flujo de egreso desde avenida Echagüe. La ciudadanía está previamente informada, desde la comuna indicaron que distribuirán panfletos junto a las tasas municipales con un mapa detallado con los cambios. Pero el enojo va aparecer en todo momento. Todo cambio es mal aceptado por parte de la ciudadanía. No se puede dejar contentos a todos.


Esperemos que la modificación de sentido a las calles de ingreso y egreso a Paraná traiga soluciones y que sea un acierto de la Municipalidad, o como se dice en la jerga del fútbol: un golazo de media cancha. La entidad hizo un estudio de que el tránsito va a cambiar para bien y apuesta con todo. Serán días movidos para todos y que costará no cometer el error de doblar mal; serán unos días nada más, y luego todo volverá a la normalidad. Sea con el desorden cotidiano o con ciertas mejoras.


Ahora falta cambiar el sentido de los semáforos, señalizaciones de las calles, los contenedores de basura, marcado del estacionamiento y demás cuestiones que ameritan semejante cambio. Aguardemos si será para bien o todo seguirá igual que todos los mediodías. Por eso se vienen días movidos para todos. Habrá que tener paciencia y sobre todo educación en el tránsito.

Comentarios