Ovacion
Lunes 05 de Enero de 2015

Hay campings para todos los bolsillos, gustos, necesidades y edades

Vacaciones en carpa. El campamentismo encuentra en la provincia sus mejores ofertas. Servicios, seguridad, naturaleza y paisaje están entre las claves del crecimiento

Para aquellos que gustan del contacto con la naturaleza y a bajo costo, el campamentismo es una de las formas más populares de vivir las vacaciones. Con el tiempo, los campings perfeccionaron y ampliaron los servicios que prestan y eso les permitió que una familia entera pueda pasar en una carpa o casa rodante, los días que quiera y pueda. Entre Ríos es una de las provincias con más ofertas y posibilidades: hay espacios destinados para jóvenes, adultos y niños, para descansar, para vivir la playa y el sol, para pescar, realizar deportes acuáticos, hay lugares con sombra permanente, con arboledas en galerías y con precios variados que permiten, cada temporada, un crecimiento en el número de visitantes.  


No todos los campings son iguales en cuanto a que están destinados a distintas edades: no es lo mismo uno en Colón donde todo está preparado para recibir al joven, que en San José donde apuntan a la familia, incluso con niños pequeños.


Vivir en carpa varios días tiene sus encantos y hay quienes no conciben otra forma de pasar las vacaciones. Es que en los últimos años, casi todos estos espacios junto a la naturaleza cuentan con agua caliente en sus duchas, bajada de luz, churrasqueras, grandes proveedurías, paradores y hasta heladerías. Los hay con zonas VIP, más exclusivos donde se promociona incluso la sombra constante bajo arboledas autóctonas.


El campamento requiere siempre de la solidaridad del vecino y de la propia, de códigos de convivencia que a veces están escritos que se aprenden enseguida. Algunos en Entre Ríos cuentan con más de 60 personas destinadas a la limpieza, con puesto policial y hasta enfermería, es decir, un conjunto de servicios que buscan garantizar la mayor comodidad y confort.


Quienes nunca fueron de campamento no pueden conocer como es despertarse con la luz del sol, abrir una carpa y tener el río a pocos metros. Tampoco tomarse unos mates un atardecer en un monte en galería y al rato caminar menos de una cuadra y pedir una hamburguesa con gaseosa o un plato típico de pescado. En los últimos años, los administradores de estos espacios garantizan que cualquier persona se encuentre con un baño limpio, ordenado todo el día y con agua caliente en sus duchas como aspecto fundamental de la calidad del servicio que se presta. La mayoría de los campings de la provincia están preparados y algunos incluso, permiten de manera explícita la presencia de mascotas.

 


Buenos precios


Otra característica positiva que tienen los campings en Entre Ríos, son sus precios. Irse de campamento es una de las formas más baratas de pasar las vacaciones y hay para todos los gustos: en la mayoría se debe abonar una entrada al predio que se pagar por única vez, que puede costar entre 15 y 40 pesos, según el camping. Después día a día hay un costo según la cantidad de personas o el tamaño de la carpa, esto depende de la administración de cada lugar. Los más caros, parten de los 250 pesos la pareja, pero también los hay de menos de 100.


Por lo general, todos tienen espacios para casas rodantes o motorhome, con costos particulares y la posibilidad permite estar una cantidad de días en un lugar y luego salir a recorrer. En ciudades donde la principal oferta turística está vinculada al camping, sostienen que muchas veces quien visita determinado lugar, vuelve otra vez al año siguiente.


El boca en boca es una de las formas con las que el campamentismo creció y en Entre Ríos tiene su historia. La mayoría de las ciudades más turísticas, primero tuvieron un camping y luego aparecieron los hoteles, las casas de alquiler, los bungalows y hasta las termas. Sin embargo, y a pesar de las numerosas posibilidades que hay con más confort, bajo un techo que no sea de lona y con baño propio, en la provincia los campings reciben más cantidad de visitantes cada temporada.


Estos espacios verdes donde instalar una carpa también son importantes para los habitantes de las propias ciudades que encuentra en ellos un lugar de esparcimiento.


En Entre Ríos, muy pocas localidades carecen de uno y hay ciudades en donde los campings  superan la decena. Según la página www.acampante.com, en la provincia hay 129 en 43 ciudades y los principales están sobre la costa del Río Uruguay. En Gualeguaychú, por ejemplo, hay 14 lugares donde acampar, en Colón también y hay siete en Concepción del Uruguay. Pero en San José, aseguran que tienen el más antiguo de la provincia y en estas fechas cumplirá los 80 años.


Bibiana Oradini, coordinadora de Turismo de esa ciudad, dijo  UNO: “El nuestro es familiar y nos encontramos que aquellos que gustan del campamentismo saben compartir, tiene reglas de convivencia bien incorporadas, son solidarios y es un mercado interesante; es la primera forma en que se comenzó a desarrollar el turismo porque el río Uruguay presentaba lugares muy bonitos y la posibilidad del contacto con la naturaleza. Además, como es más barato, permite quedarse más días”. En la ciudad se desarrolló la fiesta del Campamentista con una asistencia de 12.000 personas


También es cierto que hay campings para distintas necesidades: algunos son exclusivos para pescar, otros para disfrutar de la playa y el sol, los hay con fiestas cada fin de semana con shows artísticos y musicales, también los hay más silenciosos o reservados, incluso están aquellos destinados a conocer y disfrutar de la naturaleza como en El Palmar de Colón o hasta en el Pre Delta de Diamante.
Como sea, hay muchas posibilidades de elegir donde pasar unos días en carpa y no importa si es en familia, con hijos chicos, entre jóvenes, para pescar o simplemente para caminar y conocer nuevos lugares; en Entre Ríos hay posibilidades para todos los bolsillos, edades y gustos.

 

 


Claves de un movimiento


Hay campings para distintas necesidades: algunos lo elige para ir de pesca, otros por la playa y también hay quienes optan porque allí se realizan festivales.


Entre Ríos es una de las provincias con mayor oferta para esta modalidad de turismo.


El corredor del río Uruguay, por sus bellezas naturales, constituye una invitación permanente y tradicional para disfrutar de una estadía en contacto con la naturaleza.

 


Las cifras

 

* 250 - Es lo que se paga por día por una carpa para dos personas en uno de los campings con más servicios de Entre Ríos.


* 60 - Es lo que se debe abonar por persona a diario en uno de los campings más bellos y con mayor contacto con la naturaleza de la provincia.   

 

 

Entre los más atractivos

 

Balneario Camping Ñandubaysal


En Gualeguaychú se encuentra uno de los camping más conocidos de Entre Ríos. La belleza natural de los ríos lo convirtieron en un clásico.


La entrada cuesta 40 pesos. La instalación de carpas tiene un valor de 250 pesos diarios; casas rodantes y motorhome 280. Además cuenta con un sector exclusivo. Hay de todo para hacer: kayak, moto-sky, windsurf, pesca y cabalgatas guiadas. Un equipo de 60 personas que trabaja en la limpieza y la atención. Hay una pequeña comisaría y la Policía recorre el lugar todo el día. También hay una enfermería. Tiene 35 hectáreas con instalaciones para 840 carpas, 15 Dormis de madera y zona para casas rodantes. Está dividido en cinco sectores que disponen de ocho módulos de baños con duchas de agua caliente. El sector VIP tiene un límite para 150 carpas, y cada uno con luz eléctrica y parrilla. El área abarca dos hectáreas de bosques de ñandubay y espinillos en galería.
 

 

Camping El Palmar


Colón es una de las ciudades con más ofertas de campings de Entre Ríos, pero la posibilidad de acampar en El Palmar, es uno de los atractivos principales. Por día, los mayores deben abonar 60 pesos, de 4 a 12 años 30, las carpas a instalar 40 y 50 las casas rodantes.

 

Está ubicado frente al Centro de Visitantes, junto al río Uruguay y permanece abierto todos los días. Cuenta con una superficie de siete hectáreas. Posee dos cuerpos de baños y duchas, dos refugios.  Cuenta con un servicio permanente de limpieza de baños, que incluye jabón y papel higiénico, y agua caliente las 24 horas.


Además está sectorizado para ofrecer mayor intimidad a grupos y contingentes. Es un espacio único en la provincia para tener un verdadero contacto con la naturaleza, contar con seguridad y profesionalidad.

 


Camping Municipal  San José


En la ciudad de San José se encuentra uno de los camping más antiguos de Entre Ríos y este año cumple 80 años. Hoy, tiene capacidad para 350 carpas, posee tres cuerpos de sanitarios con agua caliente y uno de ellos tiene un biodigestor que le garantiza el gas a partir del reciclado de los mismos desechos de la zona. Además tiene un un sector para personas con discapacidad y hay rampas hasta para bajar a la playa. Cuenta con seguridad, cuerpo de guardavidas y el perfil es familiar. El ingreso al predio tiene un costo de 15 pesos por persona y se abona una sola vez. Luego por día, una carpa para dos cuesta 120 pesos, de tres a cuatro personas 180. También hay espacios para casas rodantes y motorhome.

 

Camping Municipal de Villa Urquiza


Sobre la costa del río Paraná, uno de los camping más populares es el de Villa Uquiza. En Turismo de esa ciudad señalaron que el precio por persona es de 12 pesos y lo mismo el estacionamiento para el auto. Instalar una carpa para dos personas cuesta 40 pesos y 80 para cuatro o seis.


El camping tiene infraestructura de servicios necesaria para gozar a pleno del lugar: energía eléctrica, churrasqueras, agua potable, sanitarios y duchas con agua caliente, entre otros. Allí, carpas y casas rodantes tiene espacios incluso, bajo inmensos sauces, lo que permite la frescura de su sombra.


La localidad ofrece incluso, una de las mejores playas de la costa del río Paraná con más de 500 metros de arena, con espacio arbolado y la posibilidad de realizar deportes y actividades programadas. 


Balneario Camping  Municipal El Saucedal


En Piedras Blancas, sobre la costa del río Paraná, también se encuentra uno de los campings más conocidos y que cada año recibe nuevos visitantes. En la localidad hay dos lugares donde acampar y los precios son los mismos. El ingreso es de 15 pesos por persona, 25 el vehículo, 45 la embarcación y lo mismo casas rodantes o motorhome. Sin importar el tamaño de la carpa, luego tiene un precio diario de 20 pesos por persona. 


Además, cuenta con más de 40 churrasqueras, toma corriente y agua caliente. Hay servicio de proveeduría, 300 metros de arena sobre el río, la posibilidad de alquilar elementos de playa, heladería artesanal y en un parador hasta tragos especiales. Cada fin de semana hay un show y actividades previstas.

 

 

Comentarios