Educación
Jueves 17 de Noviembre de 2016

Festejarán los 100 años de la escuela Nº 22 de Mojones Norte

Situada en la zona rural del Departamento Villaguay, alguna vez tuvo una matrícula que superó los 220 alumnos . Hoy solo son 10

No se sabe la fecha exacta de fundación de la escuela Nº 22 La Paz, de Mojones Norte, en el Departamento Villaguay. Solo existe un registro que indica que fue creada en 1916, y su comunidad educativa propuso celebrar el centenario este sábado. Ese día, a partir de las 18, habrá un desfile de agrupaciones tradicionalistas; a las 19 harán un acto protocolar en el que participarán distintas autoridades, como el senador Mario Torres, la vocal del Consejo General de Educación Marcela Mangeón, y los referentes de la junta de gobierno. También estarán presentes quienes alguna vez formaron parte de la institución, como exalumnos y exdocentes, y la gente de los alrededores dispuesta a acompañar en el festejo. "Hay una gran expectativa y va a asistir mucha gente", confió a UNO Alba Martínez, la directora actual, quien señaló que luego habrá una cena con show, que va a hacer posible el encuentro entre varias generaciones que estudiaron en el establecimiento.

Se trata de una escuela rural de nivel Inicial y Primario, situada a unos 60 kilómetros de Villaguay. Lejos del esplendor de otros tiempos, en los que llegó a congregar a más de 200 alumnos en tres turnos, en la actualidad los docentes le dan clases a solo 10 estudiantes que conforman la matrícula. "Se dicta hasta 6º grado y van chicos desde los 4 años hasta una chica de 15. En la década de 1950 era una escuela numerosa y llegó a tener 220 alumnos, pero por falta de trabajo, la gente de la zona se tuvo que ir a otros lados y fueron quedando cada vez menos familias en el distrito Mojones Norte", contó la directora, exponiendo el desarraigo que debieron sufrir tantos habitantes de la zona con las migraciones internas del país.

También comentó que los niños y adolescentes que concurren viven en parajes rurales cercanos, a 3 o a 5 kilómetros. En su mayoría son hijos de peones o encargados de estancias. Algunos van en moto y otros en bicicleta, y ya no llegan a caballo o a pie, como en otras épocas. Ahora que no hace tanto frío asisten de 8 a 12 –en invierno el horario se modifica y van más tarde para esquivar las cruentas heladas del campo adentro–, y se quedan luego a compartir el almuerzo, ya que la escuela tiene un servicio de comedor.

Alba Martínez nació y creció en Mojones Norte y también allí formó su familia. Hoy vive a pocos kilometros de la escuela y va y viene todos los días, cumpliendo su rol de directora y también otras funciones: "En las escuelas rurales también somos un poco psicólogos, enfermeros, y tantas otras cosas que a lo mejor no les toca a los docentes de las ciudades", reflexionó, y señaló que la acompañan en la labor diaria la maestra de nivel Inicial Claudia Ottolini y de Primaria Betiana Rausch; también el profesor de Educación Física Alexis Giménez y el de Música, Juan Daneri; además, trabajan en el establecimiento Enriqueta Gauna, que es la ordenanza, y la cocinera Graciela Villaverde. "Lamentablemente esta escuela sufrió la recategorización y desde el año que viene pasa a tener un personal único", comentó la directora con un dejo de tristeza.


***
Hernán Rondán Grasso llevará banderas


Hernán Rondán Grasso, el maestro rural y músico que desde hace 21 años lleva a caballo banderas que dona a escuela rurales, participará del festejo por los 100 años de la escuela Nº 22 La Paz, de Mojones Norte. Les obsequiará la insignia patria a las autoridades y también llevará banderas para otras escuelas de campo de la zona que van a estar presentes.

Como el establecimiento está a una distancia considerable de Paraná –ciudad donde reside– de alrededor de 130 kilómetros, hará un trecho en vehículo y luego recorrerá 20 kilómetros a caballo, con la gente que lo acompaña habitualmente y con la que se quiera ir sumando en el camino. "La idea es compartir con los directivos, los docentes, los padres y los alumnos los 100 años de la escuela. Me quedaré a cantar con todos ellos y con los chicos fundamentalmente", dijo.

"Culturalmente se trata de dejarles algo, ese granito de arena que uno puede aportar, y en mi caso seguir aprendiendo de tanta gente de nuestra Argentina secreta", destacó, en referencia a las personas que resisten campo adentro, trabajando a diario por mantener las costumbres y brindar lo mejor de sí, como en este caso los trabajadores de las escuelas rurales que luchan para que los chicos puedan estudiar y adquirir herramientas que les posibiliten un futuro mejor.

Por último, reflexionó: "Muchas escuelas rurales se quedan con pocos alumnos. Estimo que la deserción que ha habido en estos últimos tiempos es porque la gente va vendiendo lo poco o mucho que tiene de campo y lamentablemente tiene que migrar. Pero aunque queden solamente dos o tres niños, las escuelas de campo tienen que permanecer abiertas, porque forman parte de la contención y de la de historia de nuestro país".


***
Habrá una cena con baile para celebrar

La fiesta con cena y show que se llevará a cabo este sábado fue organizada por la escuela y se hará en el edificio que fue refaccionado en 2012, luego de muchos años de olvido. Para quienes quieran participar, se vende una tarjeta a 150 pesos. Habrá ensaladas, asado con cuero y helado, y luego se compartirá la torta hecha especialmente para celebrar el centenario de la institución.

Habrá un grupo de folclore de Bovril, actuará la banda de música de Villaguay y se podrá bailar al ritmo de Los Reales del Chamamé, el grupo Soleados y Los 4 del Chamamé, que llegan desde Alcaraz.

Con alegría, los habitantes de la zona de Mojones Norte tendrá un lugar para encontrarse, acortando las distancias que se extienden en el campo.

Comentarios