Ovacion Extreme
Viernes 13 de Mayo de 2016

Establecieron la subcomisión de Wakeboard y Wakeskate en el Club Náutico Paraná

El presidente de la Sub,  Martín Villarruel, destacó el trabajo que se realizó en la Escuela Fly que logró trascendencia mundial. 

Hace un mes nació en el Club Náutico Paraná (CNP) la subcomisión de Wakeboard y Wakeskate que tiene como presidente a Martín Villarruel,  Santiago Galanti como secretario, Martina Vismara de tesorera y como vocales a Renato Buscema, Nael Vergara, Juan Viola y Daniel Viola.
El objetivo de la flamante iniciativa tuvo que ver con continuar impulsando y favoreciendo la difusión del deporte a nivel local, regional, nacional e internacional, contando con respaldo estructural e institucional


La Subcomisión 
La Escuela de Fly Wakeboard que funciona en el Club Náutico de Paraná desde hace más de 10 años, única en el Litoral argentino, fue el gran impulso de la Sub: “Con la Escuela de Fly Wakeboard y el reconocimiento internacional de Renato (Buscema) como instructor, gente de todo el país llega al Club Náutico Paraná, sea en temporada alta como baja, lo que creemos posiciona al mismo tiempo a la institución entre las mejores de Argentina en el rubro”, indicó Villarruel.
“La actividad creció muchísimo dentro del club y hubo que reorganizarla. Con las destacadas participaciones de nuestros competidores en distintos torneos dentro y fuera del país, la Escuela tuvo una explosión impresionante y el nombre del Náutico se hizo notar en todos lados”, explicó Renato Buscema.
Mientras que Martina Vismara añadió: “Con tanta repercusión, socios del club que tenían una lancha comenzaron a interiorizarse e introducirse en esta disciplina, algo que resultó muy bueno para todos”.
“Paraná se ha hecho fuerte con el wakeboard frente a todo el país. En cada competencia, la mayoría de los participantes son representantes del club. De hecho somos contratados para varios certámenes de primera línea. El río y nuestras instalaciones son óptimas para el desarrollo del deporte”, explicaron Juan Viola y Nael Bergara.
 

Comentarios