Cine
Viernes 05 de Mayo de 2017

Los Guardianes apuntan ahora a los fans más jóvenes

Hace tres años, James Gunn sorprendió al mundo con Guardianes de la galaxia, la más divertida de las propuestas surgidas de la factoría Marvel, sobre las desventuras de unos renegados y cuya principal influencia era, sin duda, Star Wars. El mismo guionista y director regresa ahora (y ya se confirmó que lo hará también para la tercera entrega) con una secuela que confirma una de las máximas de Hollywood: más es menos.


Ayer se estrenó el Volumen 2 de la saga, que tiene 15 minutos adicionales, más conflictos, más personajes, más acción y hasta más escenas y chistes insertados durante los créditos finales (casi se pierde la cuenta de cuántos son). Y si bien no deja de ser un film lúdico, desenfadado, simpático y por momentos entretenido, esta apuesta constante a la acumulación termina agobiando un poco y resintiendo el resultado final.


Llena de estímulos, vértigo y chistes superficiales, Guardianes de la galaxia Vol. 2 tiene en claro su target y es muy probable, entonces, que su público no salga decepcionado.

Comentarios