La Provincia
Viernes 29 de Enero de 2016

En Entre Ríos el aumento en las boletas de la luz será muy inferior al anunciado en Buenos Aires

El secretario de Energía de Entre Ríos, Raúl Arroyo, dijo que "por la quita de subsidios implementada a partir de febrero los aumentos en las tarifas por la energía eléctrica subirán entre un 45 y 50 por ciento en la provincia, siempre que en el domicilio hayan mantenido un consumo igual o menor en forma comparativa con el mismo período del año anterior". Las boletas seguirán siendo bimestrales.


El secretario de Energía de Entre Ríos se refirió a los anuncios del gobierno nacional que fijó nuevos valores mayoristas para la energía eléctrica con subas extremas en el ámbito metropolitano, donde las boletas podrían llegar al 600 o 700 por ciento de aumento. 

Sobre la repercusión de las medidas en Entre Ríos, Raúl Arroyo manifestó que "en la provincia aplicamos un aumento en la tarifa desde enero del 30 por ciento lo que sumado al nuevo valor mayorista de la electricidad que impone la Nación desde febrero, llegaría a un incremento total entre el 80 y 90 por ciento en la boleta domiciliaria, que es mucho menor a los aplicados en CABA y el Gran Buenos Aires porque cada provincia tiene su cuadro tarifario y aquí estábamos pagando mucho más que en los grandes centros urbanos", expresó. 

Arroyo aclaró que "el aumento del precio mayorista empieza a regir el 1 de febrero, por lo que puede haber suministros que registren parte del mes de enero con tarifas más bajas y otros que absorban totalmente el nuevo cuadro tarifario, por lo que vamos a tener una diversidad de impactos en las próximas boletas a emitir por las distribuidoras". 

Sobre los cambios impuestos mencionó que "en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y en el Conurbano se pagaba un cuarto de lo que se pagaba en Entre Ríos, lo que resultaba injusto desde cualquier punto de vista; ahora se fija un valor único para la unidad de medida lo que resulta en principio más equitativo". 

Consultado sobre la posibilidad de inversiones de las empresas a partir del nuevo cuadro tarifario sostuvo que "el Estado recupera muchos millones de pesos que pueden ser destinados a inversiones, en la provincia los mejoramientos de infraestructura están a la vista y fueron capaces de sostener el incremento paulatino y sostenido de la demanda que hemos tenido durante muchos años, por lo que aún con tarifas medias pudimos hacer inversiones que nos permiten atender casi con total normalidad a todos los usuarios, aún en temporadas pico como con las altas temperaturas de los últimos días", finalizó. 

Boletas bimestrales 

Por su parte, el interventor del Ente Provincial Regulador de Energía (EPRE), Marcos Rodríguez Allende, la facturación en Entre Ríos no sufrirá otras modificaciones y mantendrá su período bimestral. “Acá no puede haber ninguna modificación porque eso requiere un proceso y nosotros desde el Ente Regulador no hemos autorizado ninguna modificación sobre ese aspecto”, apuntó. 

Luego recalcó que el gobernador Gustavo Bordet dio instrucciones para morigerar esta suba con la finalidad de proteger a los usuarios entrerrianos. “El gobernador nos ha pedido que pongamos el mayor de los esfuerzos para amortiguar en la mayor medida posible el impacto del incremento del servicio eléctrico nacional”, expresó y agregó que para ello se utilizan diferentes mecanismos. 

Dijo que una de esas herramientas es la tarifa social, cuyos beneficiarios está integrados en un padrón que por estos días se está actualizando, tratando de que sea “lo más amplio posible para la sociedad”. Estos usuarios, que corresponden a los que poseen planes sociales, jubilados o personas que tienen consumos muy bajos, entre otros, estarán excluidos del aumento o pagarán un menor porcentaje. 

“Lo que nosotros tratamos es buscar un verdadero equilibrio. Proteger a los usuarios, con tarifas justas y razonables, y que la distribuidoras tengan una tarifa que les permita también realizar las obras necesarias y brindar una servicio de calidad óptima”, indicó Rodríguez Allende.

Comentarios