La Provincia
Viernes 07 de Agosto de 2015

Empleados de clínicas de Paraná realizan medidas de fuerza

Los trabajadores se encuentran en estado de asamblea y no descartan un paro. Es en reclamo de haberes impagos.

Trabajadores de dos establecimientos asistenciales de Paraná se encuentran en estado de asamblea en protesta por la falta de pago de aguinaldo y salarios. Sí no hay respuesta no descartan endurecer la medida, la cual culminaría indefectiblemente en un paro, se informó desde el gremio ATSA.
Los trabajadores del sanatorio Río iniciaron el miércoles pasado una medida que consiste en realizar asambleas cada dos horas. Reclaman el pago del medio aguinaldo y el salario de julio, vencido a la fecha. El haber, tras el acuerdo paritario, tuvo un incremento del 18% para ese mes.
En tanto los trabajadores de la clínica España comenzaron a realizar asambleas este jueves cada dos horas. Reclaman el pago del salario del mes de junio, julio y el medio aguinaldo.
La situación mantiene en vilo a los trabajadores ya que desde la patronal indicaron que “no tienen plata para pagar", informó el gremio mediante un comunicado de prensa. Por esa razón, si no se revierte la situación, la secretaría general de ATSA Entre Ríos analiza convocar a un paro total de actividades.
En este sentido el secretario general Omar Duerto señaló: "La situación que se está viviendo en estos dos establecimientos de la ciudad de Paraná es complicada, los compañeros no han percibido sus haberes ni el SAC primer trimestre".
"En la reunión que mantuvimos con los directivos en el caso del sanatorio Río nos señalaron que no tienen plata para pagar. Nosotros no aceptamos dicha respuesta y exigimos a los administradores que se pongan al frente del reclamo por la deuda que dice tener el Iosper y el PAMI con el sanatorio", agregó.
Duerto cargó contra dichos del director del Iosper. “Lejos de ser una 'chicana', esto es un reclamo real de los trabajadores y de su familia que a la fecha no han percibido sus haberes. Trabajamos para cobrar y cobramos para poder afrontar las responsabilidades que cada jefe de familia tiene. Hoy por hoy responsabilizamos a los administradores de las principales obras sociales nacionales y provinciales porque atrás de cada liquidación que no se percibe en tiempo y en forma, existe un grupo familiar que depende de ello", finalizó.

Comentarios