La Provincia
Sábado 06 de Junio de 2015

El PRO negaría a los radicales el pegado con Macri

La UCR obligó a sus candidatos municipales a pegar la boleta con al menos un candidato radical provincial.

El radicalismo entrerriano dio a conocer recientemente cuatro resoluciones que establecen el marco de alianzas en el orden municipal. En una de ellas se resolvió “autorizar los frentes electorales municipales y/o departamentales”, pero con un criterio adoptado en el congreso provincial partidario realizado el 28 de marzo en San Salvador, y no acotarlo a lo resuelto en la Convención Nacional realizada el 14 de marzo, donde solo establecía la alianza con el PRO. 
En una de esas resoluciones se establece cómo se conformará la mesa de negociación en nombre del radicalismo. Dice el texto aprobado: “Las listas que se constituyan dentro del frente que conforme el partido para la elección de cargos municipales y/o departamentales en dichas elecciones primarias, y que se encuentren integradas por afiliados radicales a cargos electivos, deberán, indefectiblemente, solicitar adherir a la de al menos uno los candidatos a gobernador de la Unión Cívica Radical. Podrán, además, adherir a las de candidatos de otros partidos que integren dicho frente provincial”.
Otra de las resoluciones establece que “de acuerdo a lo resuelto por el pasado Congreso Partidario, designar como delegados para realizar las negociaciones y la posterior firma del Frente Electoral, al presidente y vicepresidente primero del partido y el vicepresidente segundo, el secretario, el tesorero, todos del comité provincial y al presidente y vicepresidente primero del Congreso partidario, los que podrán estar acompañados, además, por el apoderado partidario”.
El modo de sortear la limitante resuelta en la convención de Gualeguaychú, es decir de hacer acuerdo solo con PRO, a nivel municipal, se hace mediante la resolución que resuelve “solicitar a la Mesa Directiva del Comité Nacional que haga lugar a la aplicación de la excepcionalidad dispuesta en el artículo 5º de la Resolución de la Convención Nacional de Gualeguaychú el pasado 14 de Marzo, y autorice a la Unión Cívica Radical Distrito Entre Ríos a la adhesión electoral de los candidatos provinciales y/o municipales con otros candidatos presidenciales que no integran la coalición suscripta a nivel nacional”.
Al momento de fundamentar esa excepcionalidad, dice la resolución que “del análisis de la situación política en la provincia de Entre Ríos surge indispensable la constitución de un Frente Electoral que integre a la mayor parte de las fuerzas políticas que componen la oposición al kirchnerismo gobernante”. También toma en consideración que “en la mayoría de las comunas y departamentos de la provincia el radicalismo está conformando amplios frentes locales”, al tiempo que indica que en Entre Ríos no existe la posibilidad de segunda vuelta como si está dispuesto a nivel nacional.
La modalidad que permite a los radicales a pegar con Macri, pero que obliga a sus candidatos de instancias municipales a pegar sólo con radicales, dejó desconforme al macrismo, según pudo saber Análisis Digital.
 Una de las resoluciones obliga a los afiliados a pegar con un candidato a gobernador al menos de la UCR. Lo que molesta en el macrismo es que el planteo que hace el centenario partido es que no le da un carácter de frente a la conformación de listas, sino de partido. Y que resuelven como partido las candidaturas municipales,dicen en el macrismo entrerriano.
Por eso, por en las próximas horas se conocería que el PRO quitaría la posibilidad a los radicales de que peguen sus boletas con la que postula a Mauricio Macri como Presidente.

Comentarios