Ovacion
Domingo 22 de Febrero de 2015

El Negro tiene memoria

Básquet. Torneo Nacional de Ascenso. Echagüe volvió a jugar luego de nueve días. Y lo hizo superando a su último rival: Unión de Santa Fe, aunque ayer fue en el estadio Butta. Fue por 75-73.  

Martín Macor/ Ovación

mmacor@uno.com.ar

 

Echagüe parece reunir una nueva característica, que si se proyecta le dará mayores alegrías. Se acuerda de lo bueno que puede hacer. O por lo menos no se olvida de ganar. Hace nueve días había jugado su último partido y ganó. Anoche volvió a la acción y lo hizo otra vez con victoria ante el mismo rival. Fue por 75 a 73 en el Butta ante Unión de Santa Fe en el marco de la Zona Norte de la segunda fase del Torneo Nacional de Ascenso, sumó su tercer triunfo en serie y ya su récord está en tabla (9-9). Sube en peldaño en el grupo y ahora su próximo compromiso será mañana ante Instituto desde las 21 en Paraná.

Anoche, en el primer cuarto lo que reino fue la paridad. Y si Unión fue el que se retiro en ventaja en el chico fue porque hizo el trabajo mas prolijo con variantes en ataque.

Es que Echagüe siempre estuvo abajo en el marcador en casi todo el pasaje y le costaba poder torcer el rumbo. Había poca claridad para llegar hasta el final de un sistema y eso se pagaba en la contra. Con los postes bajos (Reinick y Podestá) la visita saco sus réditos y así se llevo el primer cuarto por 23 a 19.

El segundo cuarto fue de “pasajes” para ambos equipos. Primero fue el dueño de casa que metió un parcial 5-0 (incluido un triple de Jaworski) así achicó el margen enseguida. La alegría duro poco atento a que la visita rápidamente supero el trance y devolvió gentilezas con otro parcial de 9-0. Y ahí la cosa se puso mas oscura para el Negro (24-32). Pero en el cierre, los de Barsanti llegaron apretando al acelerador, metieron atrás y corriendo sacaron un parcial 11-6 para quedar a tiro al cabo del PT (35-38).

Echagüe tuvo parte del mejor rendimiento en el tercer cuarto. Y que se pudo ver reflejado en el juego y en el marcador. Claro que tuvo que esperar hasta el cierre del mismo para dar el zarpazo. Todo a base de apretar los dientes y ser efectivos en los disparos. Casanelli fue el que hizo explotar al Butta con su triple para así pasar al frente.

En el ultimo cuarto, el AEC tuvo la ventaja (56-52) y parecía que intentaba pegar más fuerte. Pero otra vez apareció el juego interno del Tate. El golpe y golpe se alternaba y era la característica del pasaje. Así transitaron el cuarto final. Hasta que llevo el momento clave. A falta de 1’ hubo un doble clave de Dodson (69-65). Luego, más cerca de la chicharra final un libre de González y un rebote de Ruiz Moreno traducido en dos anotaciones desde la linea fueron fundamentales. Luego mucho esfuerzo y con el remo a cuestas se pudo ganar.

Comentarios