El cigarrillo mata
Jueves 01 de Junio de 2017

Tres emprendedores desarrollaron un nuevo método para dejar de fumar

Son cordobeses pero su idea los llevó hasta Silicon Valley. Cómo funciona.

Un casamiento unió, por casualidad, a tres cordobeses: Cristian Waitman, Emilio Goldenhersch y Nicolás Rosencovich. Waitman había estado viviendo y trabajando en el ecosistema emprendedor de México, principalmente en el área de realidad virtual.

De ese encuentro surgió la inquietud sobre cómo la tecnología puede servir para el bien de la sociedad. Y fue el cigarrillo que fumaba Waitman lo que disparó la idea principal: utilizar la realidad virtual para crear un sistema para dejar de fumar. Pero, ¿era posible?


"Tanto Emilio como Nicolás querían cambiar de trabajo, así que les propuse que se vinieran a México para ver cómo podíamos desarrollar nuestro proyecto", cuenta Waitman desde Silicon Valley, donde ya los tres emprendedores están radicados.


"Trabajamos un mes y una semana en el prototipo de MindCotine, nuestro tratamiento para dejar de fumar", dice el emprendedor. Acto seguido se subieron al auto y fueron al SXSW, el evento de emprendedores e inversores más importante de Texas. Lo que siguió fue llegar, pitchear y convencer al inversor Ángel Buñuelos, de la aceleradora Balero, de apostar con US$ 100 mil en su proyecto.


El método consiste en un kit que se le envía a cada persona. En el kit llega un cardboard -una especie de visor de realidad virtual que se arma en pocos pasos- y un manual con instrucciones.


"Desarrollamos un programa que en dos semanas recorrés virtualmente situaciones y descubrís muchas cosas que te hacen dar cuenta la relación que tenes con el tabaco y que no la necesitás. Obviamente que para dejar de fumar hace falta, más allá de cualquier técnica, la intención de querer dejar realmente el cigarrillo. Lo que hacemos es generar una metodología para que sea lo más fácil posible", relata Waitman.


¿Cómo se utiliza? "El proceso que proponemos es que arranques la mañana viendo el contenido de realidad virtual, que te demanda 10 minutos. Y durante la noche también tenés otro contenido de 10 minutos. Obviamente sabemos que no vas a andar con la caja de realidad virtural encima, pero sí nosotros te vamos a dar soprote en video y un chat que te da soporte y apoyo para los momentos más críticos", detalla el emprendedor, quien junto a sus compañeros de equipo están terminando un curso intensivo de desarrollo en las oficinas centrales de Google.


Los contenidos, según explica Waitman, están basados en investigaciones científicas que, en los últimos 20 años, estudian el cigarrillo; a eso se suman los estudios que hablan de la relación entre fumar y realidad virtual y el conocimiento que suman otras instituciones con las que se aliaron, como las Asociaciones de Mindfulness, tanto en la Argentina como en México.


Actualmente, esta solución está siendo validada y probada por una variada gama de grupos en universidades alrededor del mundo, incluyendo Universidad Siglo 21 en Argentina y Universidad de la Comunicación en la Ciudad de México.

"Nosotros proponemos que sigas el tratamiento y en dos semanas vas a estar listo para decir: 'Hoy corto y no fumo más'", dice Waitman.

El mecanismo también cuenta con un contenido que funciona como "botón antipánico" para aquellos exfumadores que sientan que van a tener una recaída. "Yo mismo dejé de fumar gracias a este método", asegura Waitman, y promete que "hace dos meses ya no fuma".


Fuente: Apertura.

Comentarios