El Mundo
Viernes 29 de Septiembre de 2017

Aseguran que la pareja de caníbales vendía platos con carne humana a restaurantes

Trascendieron escalofriantes datos sobre el caso de la pareja rusa caníbal. Investigadores indicaron que no sólo mataron y se comieron a unas 30 personas sino que también vendían productos a bares y restaurantes de la zona, preparados con dudosos ingredientes.

La detención de una pareja de asesinos y caníbales en la ciudad rusa de Krasnodar generó conmoción entre sus vecinos. Las nuevas revelaciones son aún más espeluznantes.


De acuerdo con los primeros datos obtenidos por los pesquisas, no sólo mataron y se comieron a unas 30 personas desde 1999, sino que también vendían productos a bares y restaurantes de la zona, preparados con dudosos ingredientes.


"Yo hago pasteles", dijo una y otra vez Natalia Baksheyeva, de 42 años, a sus vecinos y comercios cercanos. Incluso, uno de los habitantes del barrio recordó que cuando le preguntó con qué los preparaba, la respuesta fue contundente: "Con lo que encuentre". Por su parte, Vitaly Yakubenko, dueño de una cafetería, comentó que hace unos años la mujer también le ofreció sus productos.



"Fue en 2010. Me hizo muchas preguntas. Quería saber dónde comprábamos nuestra carne y cuán fresca era. Me dejó en claro que nos podía vender, pero nosotros sólo trabajamos con proveedores certificados", señaló.



Eso no fue todo: según trascendió en medios locales, Baksheyeva regalaba los productos que preparaba con carne humana a los reclutas que realizaban su formación en la academia militar en la que trabajaba como enfermera.



La casa del terror



La detención de Baksheyeva y de Dmitri Baksheyeva se produjo luego de que un trabajador encontrara en la calle un celular con fotos de un cuerpo desmembrado.

"No entendí lo que era, parecían una cabeza y una mano", contó el obrero que halló el dispositivo y lo entregó a la policía.

Esa evidencia condujo a los investigadores hasta la casa del terror, donde detuvo a la pareja de caníbales y halló carne de origen dudoso en la heladera, junto a frascos con pedazos de cuerpos en conserva y 19 fragmentos de piel muerta, que serán sometidos a análisis genéticos para definir su origen. Ante la imposibilidad de escapar, admitieron que desde 1999 habían matado y se habían comido a unas 30 personas.

Comentarios