Narcotráfico
Martes 26 de Julio de 2016

El director de Toxicología destacó "el compromiso de la gente" ante el vuelo narco

Lucio Villalba dijo que la denuncia de los vecinos de Puerto Yeruá "permitió la detención de las personas y el secuestro de la droga". Los detenidos por los 400 kilos de marihuana y 27 de cocaína fueron trasladados a Concepción.

Por esas horas, los investigadores están analizando las derivaciones que podría tener el caso de la droga secuestrada en Puerto Yeruá el viernes, cuando vecinos de la zona rural cercana a Concordia advirtieron que desde una avioneta arrojaban bolsas que, luego se supo, tenían marihuana y cocaína. Se analizan posibles enlaces locales y una nueva estrategia narco que ubicaría a la zona este de la provincia como enlace o triangulación para el transporte de la droga a gran escala.

En diálogo con radio La Red Paraná, el director del Toxicología de la Policía, Lucio Villalba, dijo respecto de la modalidad del transporte aéreo de la droga: "Las fuerzas de seguridad, aparte de la Policía de Entre Ríos, como la Gendarmería Nacional y la Policía Federal, están realizando un trabajo intenso, sobre todo en el norte del país. Esta modalidad, si bien no es nueva, se ha incrementado en muy poco tiempo. Ocurrió lo del avión en el Departamento San Salvador, donde había indicios de que habían transportado marihuana, lo que se suma al procedimiento del fin de semana. Pero no es una modalidad nueva, si hacemos un recuento de la información, en junio un avión de las mismas características al que aterrizó en San Salvador también cayó en inmediaciones de la zona rural de Rosario, y también tenía indicios de transporte de estupefacientes".

Consultado acerca de una posible relación entre la avioneta desde la que se arrojó la droga en Puerto Yeruá (que continuó el vuelo de regreso y no fue detectada) y la de San Salvador (que cayó una semana antes), Villalba dijo que "no se puede precisar esa información en este momento, es una investigación que recién se inicia y seguramente se van a ir uniendo distintos puntos".

Uno de los puntos que quedaban en duda respecto del hecho del fin de semana fue si había existido error o una situación de emergencia en la operación narco que llevó a los sujetos a arrojar a la droga a la vista de los pobladores de la zona. Al respecto, el director de Toxicología afirmó: "Equivocación es muy difícil que haya habido porque se manejan con equipos de precisión, con sistemas de GPS tanto en el avión como los que tenían las personas que fueron detenidas. Error no pudo haber habido, de hecho lo importante es el compromiso y la participación de toda la gente. Los vecinos rápidamente avisaron a la Policía, lo que permitió la detención de estas personas y el secuestro de estupefacientes. Esto es reciente y seguramente vamos a lograr determinar por qué motivo se eligió ese lugar".

En este sentido, y teniendo en cuenta la cercanía del lugar donde cayó la droga y donde se produjo el aterrizaje forzoso pocos días antes, se presume que se trataría de una zona donde el narcotráfico está probando nuevas rutas para el traslado de la droga. Sin embargo, Villalba aseguró que esto todavía no se puede aseverar del todo: "El tema del narcotráfico no tiene jurisdicciones ni fronteras, opera en los lugares que le permitan mejor desplazamiento", sostuvo.

Por último, Villalba concluyó que "en esta lucha nadie puede mirar para un costado, el compromiso es tanto de las fuerzas de seguridad, que tenemos la obligación de contrarrestar el accionar de estos delincuentes, como también de la sociedad, que no puede mirar para otro lado".


***
En la búsqueda de las pistas de aterrizaje


El asunto de los vuelos clandestinos de avionetas que llegan a Entre Ríos repletas de droga, sean estos como destino de comercialización o como punto de escala, no es nuevo. En la investigación del periodista Daniel Enz que derivó en el libro Los Hijos del Narco, fuentes consultadas afirmaron que en Entre Ríos existirían unas 500 pistas de aterrizaje clandestinas. Sobre todo se señala la zona de La Paz, donde personajes vinculados al narcotráfico han adquirido campos con fines sospechosos.

El vuelo narco detectado el viernes en Puerto Yeruá volvió a encender la alarma. Consultado sobre el descubrimiento de estas pistas, el director de Toxicología dijo a La Red Paraná: "Siempre se trabaja en ese tema en coordinación con las jefaturas departamentales, y últimamente no se han observado, pero en otras oportunidades sí se ha detectado que ha habido esta problemática, e incluso hace un tiempo en el Departamento San Salvador hubo un procedimiento en un lugar con estas características".

A su vez, otras fuentes indicaron a UNO que por lo general las pistas son de muy difícil ubicación si no es por vía aérea, ya que las organizaciones narcocriminales arriendan campos y arman las pistas de aterrizaje entre zonas arboladas y lejanas a rutas o caminos donde los vuelos puedan ser detectados. Asimismo, se informó que los campos costeros o incluso las islas son propicios en este sentido para el transbordo de la droga desde o hacia embarcaciones que la trasladan por el río Paraná. Por otro lado, especialistas informaron que todo aquel que limpie un lugar para hacer una pista debe denunciarlo ante la Autoridad Nacional de Aviación Civil. Difícilmente todas estén registradas.


***
"Son dos turistas que se perdieron"

Los dos hombres que fueron detenidos, acusados de haber ido a buscar la droga arrojadas desde una avioneta, fueron trasladados ayer a Concepción del Uruguay para declarar ante el juez federal Pablo Seró. Luego de ser indagados por el delito de transporte de estupefacientes, fueron alojados en la Unidad Penal local, mientras avanza la investigación.

Uno de los arrestados cuando intentaba salir del campo en un Peugeot 307 es Gustavo Villa, de 63 años, oriundo de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, mientras que el otro dijo llamarse José Carrizo (aunque su apellido sería Darwin), de 28 años, de nacionalidad uruguaya.

El defensor de los imputados dijo al sitio 03442 que "no son responsables de ese cargamento. Son solo turistas que se confundieron de camino y se perdieron en esa zona. Esa droga no podía ser llevada en un auto ".

Comentarios