Espectaculos
Lunes 16 de Febrero de 2015

El bandoneón no descansa

A sus 74 años, el bandoneonista, compositor y arreglador Santos Maggi sigue dando vida al ambiente tanguero entrerriano. Ahora, su sueño es poder dar impulso a la creación de una orquesta de música ciudadana oficial en Entre Ríos.

A sus setenta y tantos, Amado Santos Maggi no detiene su marcha. A los 13 años empezó a hacer rezongar a su bandoneón y todo lo que hace hasta el día de hoy da a entender que ese fuelle no descansará, ya que sigue componiendo y realizando presentaciones en diferentes puntos de la provincia, en especial en su Concordia natal.


Para él, tan importante como la música en general –y el tango en particular– es tener proyectos, soñar para luego concretar. Ahora, su gran meta es que Entre Ríos tenga su propia orquesta de tango.


“Para mí, es un viejo sueño. La gran mayoría de las provincias, incluso varias localidades del Gran Buenos Aires tienen sus orquestas de tango. Y Capital tiene dos: la Orquesta de Buenos Aires y la Juan de Dios Filiberto, una depende de la Nación y la otra de la Secretaría de Cultura de la Ciudad de Buenos Aires”, enumeró, en diálogo con UNO.


Córdoba, Corrientes, Tucumán, Santiago del Estero tienen sus orquestas de música ciudadana, más allá de las Sinfónicas y Filarmónicas. “Entonces, cómo es posible que Entre Ríos no la tenga. Somos una provincia limítrofe con otro país y con tres provincias de la República Argentina, hasta estratégicamente sería ideal tener una orquesta que pueda presentarse en distintos lugares. Aquí se escucha mucho tango, y podríamos hacer un intercambio permanente”, reflexionó Don Maggi.


Es importante recordar que, en sus orígenes, el tango se ejecutaba con guitarras, flauta y violín, y más tarde, el bandoneón sustituiría a la flauta. El origen del término “orquesta típica criolla”, se debe al bandoneonista, director y compositor Vicente Greco, fallecido en 1924. Habitualmente dichas orquestas están compuestas por los instrumentos propios del género que interpretan, siendo en el caso del tango el piano, bandoneones, violines, contrabajo, guitarra, flauta, viola y violonchelo.


Originalmente, los músicos debían ir de boliche en boliche a tocar. A partir de la inclusión del tango en ámbitos sociales más elevados, los músicos ya podían ser más sedentarios e incluir por ejemplo el piano, que no es portátil.


Maggi quiere que el tango entrerriano tenga también su jerarquía. Todavía no ha llevado el proyecto a ningún estamento gubernamental, su idea es primero dar a conocer su sueño. Por lo pronto, cabe recordar que tiene una vastísima experiencia en la temática; además de haber sido un eximio intérprete, fue fundador de la Orquesta Típica de Tango de Lanús.


“Lamentablemente, no hay muchos músicos dedicados al tango en Entre Ríos, un género muy popular pero que también tiene sus secretos. Pero no falta talento, es cuestión de encaminar a los músicos hacia el tango”, remarcó.

 

 

La voz de la experiencia


 

Don Santos sabe de lo que habla. La experiencia es lo que le sobra: desde hace seis décadas se dedica a cultivar la música ciudadana como intérprete, compositor, arreglador y director de orquestas.


Durante su adolescencia se trasladó a Buenos Aires donde integró la fila de bandoneones de las orquestas de Domingo Federico, Alberto Marino, Eduardo Del Piano, Francisco Canaro, Rodolfo Biaggi, Mario Bustos, Miguel Caló, Lorenzo Barbero, Ricardo Tantur, Horacio Pontier, Alfredo de Angelis, Hector Varela y Mariano Mores, entre otros.


Simultáneamente, pulió un estilo de tango solista muy particular que lo acredita como un muy fino ejecutante de bandoneón. Tiempo después sería contratado para integrar y dirigir la orquesta de Forever Tango espectáculo musical tanguero de gran éxito en Estados Unidos, Japón y varios países europeos con el que realizó extensas giras internacionales.


Como compositor tiene una abundante obra que incluye mas de 60 obras principalmente, tangos y música popular. Incursionó en la música académica y en 1978 obtuvo el segundo premio en el Concurso Nacional de Composición “Luis Gianneo” con la obra “Sexteto para cuerdas.”


Su principal producción y que le ha dado renombre, la constituye su particular elaboración del repertorio de tangos clásicos que suele interpretar a solo.

 

 

Comentarios