Ovacion
Martes 06 de Enero de 2015

Echagüe controló la ansiedad y ganó

Básquet: Se impuso como local, anoche en Paraná, ante Rocamora. Nervioso, tuvo que pelear de atrás y logró la calma en el cierre (68-64). Empezó el año con dos puntos clave.    

Sebastián Gállido / Ovación 

 

 


Fue trabajado, cerrado y con final abierto. Ambos se mostraron nerviosos y erráticos. Pero la serenidad llegó en el cierre y el pensante fue Echagüe. Por eso se llevó el clásico anoche como local ante Rocamora de Concepción del Uruguay por 68 a 64 en el primer juego del año de la Conferencia Norte del TNA. Santiago González fue una de las grandes figura del local (8 puntos y 19 rebotes). Mientras que en ka visita se destacaron Germán González (17) y Mc Intosh con 17.


Una buena defensa, goleo repartido y un par de corridas le dieron al local una ventaja de 8 puntos en el primer parcial (18-10). El equipo estuvo concentrado para tomar el rebote (Santiago González 7 en el chico) y a partir de allí no le dio chances de segundas opciones a un rival impreciso. Rocamora  pudo descontar en el cierre con un par de contragolpes y decoró el cuarto. Mc Intosh capitalizó un par de ofensivas y descontó.


La tendencia cambió. El segundo cuarto fue Rojo (18-7). Rocamora se plantó mejor en defensa y aprovechó el desconcierto y el exceso de individualismo (Echagüe anotó 4 puntos en 8’ y 7 en el cuarto) y comenzó a dominar el juego. Para colmo Dodson apenas jugó un minuto y se lesionó. Germán González fue el hombre del parcial. El escolta  ganó muy bien en la penetración y cerró la primera mitad con 10 puntos.


Empujado por su gente y con carácter Echagüe logró equilibrar el juego recién en el cierre del tercer parcial (terminaron 48-48). Porque Rocamora controló el juego gran parte del partido. Hasta que quedó desbalanceado. Un par de corridas de Ruiz Moreno, clave en la remontada, y un par de buenas jugadas de González y Carnovale completaron tres minutos letales. En ese pasaje 12-2.


Nervioso y apresurado el local chocó con su ansiedad. Perdió muchas ofensivas por imprecisiones y Ruiz Moreno por cinco. Rocamora fue más paciente. Jugó con los 24 segundos y buscó la mejor opción de tiro. Por momentos pareció más interesado en que pase el tiempo que en el aro ajeno. No obstante le sirvió para sostener una pequeña ventaja en el último cuarto. El Rojo se quedó sin gol y con el correr de los minutos el equipo de Paraná se estabilizó. Encontró serenidad y tomó mejores decisiones. Con eso le alcanzó para igual el partido a 1’40” del final (63-63). Otra vez en partido evitó perder el control anímico y comenzó a cuidar el balón. Con dos libres pasó al frente a falta de 54”. Decidió defender y Rocamora optó, presionado, por el tiro externo sin suerte y muy forzado.


Con 25” por jugar la visita no se decidió y cortó a falta de seis segundos. Mucho tiempo. Calvelli fue a la línea, no falló y llevó la diferencia a 3. Con 6” por jugar Mc Intosh tuvo el último tiro luego de desprenderse con un amague de la marca, pero no pudo y se desató la alegría.

 

 

Comentarios