Ovacion
Martes 06 de Enero de 2015

Distinto escenario, la misma vocación

Fútbol: Atlético Paraná puso primera. Con una intensa práctica, el plantel del Decano comenzó ayer a planificar su participación en el Torneo Nacional. 

Matías Larraule / Ovación

 


El escenario es diferente. Quedó reflejado en las expectativas del hincha. En un buen número, simpatizantes del Gato se hicieron presentes ayer en el estadio Pedro Mutio. Fueron a recibir a los hacedores de un año glorioso en la centenaria historia de Atlético Paraná.
La filosofía no se modificó. La vocación es la misma de siempre. Trabajo, humildad y sacrificio. Esa es la bandera que levantan los jugadores e integrantes del cuerpo técnico de Atlético Paraná. Lo demostraron en el inicio de un nueva meta. Del desafío más importante que asumirán.


Pasada las 17, los futbolistas fueron ingresando al campo de juego del estadio Pedro Mutio. La felicidad quedó expresada en los rostros de los protagonistas. Lucían el mejor semblante. No solo los sobrevivientes del doble ascenso celebrado en el 2014, sino también de los jugadores que se sumaron como refuerzos, de Martín Antoniazzi, quien no figura en los planes del entrenador Edgardo Cervilla pero estuvo presente por tener contrato vigente, y de aquellos que serán evaluados por el DT santotomesino.


Los actores. En total fueron 30 los jugadores que estuvieron presentes en el primer día de trabajo. Ellos fueron los arqueros Ignacio Arce, Damián Serrano, Mauro Ruggiero y Héctor Acebedo; los defensores Martín Galli, David Dri, Brian Berlo, Maximiliano Piris, Cristian Gómez, Milton Álvez, Diego Reynoso, Ricardo Stechina, Germán Fischer, Marcos Rosano y Román Romero (juvenil proveniente de Patronato que se encuentra a prueba); los mediocampistas Adriel Bulay, Pablo Lencioni, Pablo Vercellino, Alexis Ekkert, Jonathan Belforte, Milton Schonfeld, Blas González (regresó de las inferiores de Patronato), Lisandro Alzugaray, Gastón Petrucci, Matías Arce y Martín Antoniazzi; y los delanteros Nicolás Ledesma, Matías Benítez, Walter Torres y Edgardo Brittes, quien es evaluado por el DT.


A trabajar. Luego de exponerse a los flashes de los reporteros gráficos presentes en barrio San Martín, los jugadores comenzaron con la rutina. Sebastián Furios, el preparador físico del Gato, ordenó una intensa entrada de calor a modo de prólogo. Luego formó un circuito de potencia y resistencia.


La pelota también estuvo presente en el primer día de entrenamiento. En este aspecto, Cervilla dispuso de unos minutos de fútbol-táctico. En la misma le dio espacios a los 30 actores. Fue alternando los miembros del equipo principal, aunque de entrada sostuvo a la base exitosa que le permitió saltar dos categoría en un año.


El escenario es más exigente y más motivante. La vocación de trabajo forma parte del ADN Decano.

 

 

Comentarios