La Provincia
Sábado 02 de Enero de 2016

Desde la CTM aseguran que “no hay ningún riesgo" para la represa Salto Grande

Si la situación se mantiene de acuerdo a lo pronosticado, al menos hasta el 10 de enero llegarán al lago caudales que promedian los 30.000 metros cúbicos por segundo. Desmienten que se haya "prorizado la generación de energía".

Gabriel Rodríguez, presidente de la delegación uruguaya ante la Comisión Técnica Mixta de Salto Grande (CTM), subrayó que “no hay ningún riesgo para la estructura de la presa”. También señaló que se ha priorizado la seguridad de las poblaciones aguas abajo y la seguridad de la presa mismo, por lo que “se está sacrificando la producción energética”.
En un encuentro con los medios de prensa de la vecina ciudad de Salto, Rodríguez señaló que “no hay ningún riesgo para la estructura de la presa”, a pesar de que el volumen de agua que ha pasado hasta el miércoles era de siete veces el total que contiene habitualmente el embalse.
Asimismo precisó que si la situación se mantiene de acuerdo a lo pronosticado, al menos hasta el 10 de enero habrá niveles muy similares a los actuales, cuando están llegando al lago caudales que oscilan en los 30.000 metros cúbicos por segundo.
El funcionario uruguayo de CTM se refirió a la situación como “de alerta permanente, no queremos decir que esto ya pasó, ni tampoco queremos anunciar catástrofes, de las cuales felizmente estamos muy lejos”, expresó.
La inestabilidad atmosférica hace que nos mantengamos alertas, porque la situación puede cambiar diariamente, agregó.

Tranquilidad
Rodriguez transmitió tranquilidad a la población tras versiones que circulan en torno al seguridad de la estructura de la represa. “La presa está calculada para evacuar hasta 60.000 metros cúbicos por segundo, vale decir el doble del caudal de agua que está llegando al embalse en estos momentos”, señaló.
En tanto la altura máxima a que podría llevarse el nivel del embalse es de 38,50 metros, pero existen algunos detalles que hacen desaconsejable alcanzar esta medida, porque nunca se la ha hecho llegar, de todas formas no habría inconveniente alguno para la estructura de la presa. Incluso, a efectos de estar pendientes de la situación, se están haciendo monitoreos permanentes, hasta cinco veces al día.

Desmienten que se haya priorizado la generación de energía 
En otro orden, señaló que se ha priorizado la seguridad de las poblaciones aguas abajo y la seguridad de la presa mismo y en esta alternativa se está sacrificando la producción energética. Vale decir que la represa hoy, con el caudal de agua que llega podría generar mucho más energía y potencia y sólo genera alrededor del 60%, manifestó.

Fuente: Diario Río Uruguay

Comentarios