La Provincia
Lunes 24 de Agosto de 2015

Denuncian que dan clases en aulas diminutas en una escuela uruguayense

Desde Agmer aseguran que las condiciones edilicias son "deplorables" y hay riesgo de electrocución para alumnos y docentes. Galería de fotos.

La Comisión Directiva Departamental de Agmer difundió imágenes de la escuela Secundaria Nº 17 de Concepción del Uruguay, que actualmente funciona junto con la primaria 113 y que desde hace años está esperando un edificio nuevo.
"Las condiciones en que aprenden los alumnos de la Escuela Secundaria 17 son deplorables. Las aulas son muy pequeñas y están mal ventiladas, lo que hace que los chicos estén hacinados. Como si esto fuera poco hay humedad en las paredes y los pocos ventiladores que hay funcionan mal. Las estufas y los matafuegos brillan por su ausencia", describieron por medio de un informe dado a conocer este lunes.
Agregaron que las instalaciones eléctricas son muy precarias, lo que origina que trabajadores y alumnos estén en permanente riesgo de electrocución.
Otras situaciones descriptas son que la rectoría, la preceptoría, la asesoría pedagógica y la sala de profesores funcionan juntas, solo con la separación de un armario y el mobiliario está en malas condiciones.
"En resumen, la Secundaria 17 está abandonada por el Estado. Esos alumnos no forman parte de las prioridades de la política educativa. Los docentes de esa escuela trabajamos en condiciones indignas", consideraron.
Según indicaron, las autoridades educativas locales saben de esta situación y la conocen desde hace años pero "nada hicieron para solucionarla definitivamente".
"En su momento habían prometido trasladar la escuela al edificio que fue a ocupar la Secundaria 20 Padre Rolando. Ahora prometen –debido a la presión de la comunidad educativa y del sindicato- trasladarla al edificio escolar que se está construyendo en Villa Las Lomas Norte. Desde Agmer demandamos además de que se cumpla esta promesa, que se den soluciones para el tiempo que falta hasta que se termine esa escuela, que se arreglen las instalaciones eléctricas, puertas y ventanas, que se incorporen matafuegos y ventiladores nuevos", remarcaron.
"Es indigno ver a nuestros jóvenes estudiar en aulas tan pequeñas y mal ventiladas. La comunidad de la Secundaria 17 merece condiciones dignas donde desarrollar el proceso de enseñanza y aprendizaje", finalizaron.

Comentarios