La Provincia
Viernes 06 de Mayo de 2016

Deberán vivir alrededor de siete meses en un centro de evacuados

En La Paz hay 125 personas que hace más de 30 días tuvieron que dejar sus casas y perdieron todo. Un drama que puede prolongarse

En La Paz hay gente que está desde hace más de un mes en el centro de evacuados que funciona en un centro de Salud de la ciudad. Desde que el agua arrasó sus hogares y perdieron todo esperan reconstruir su vida cotidiana y poder volver, dentro de lo posible, a la normalidad contando con una casa donde instalarse.

Son 125 personas que, según señalaron desde la Municipalidad, pasarán alrededor de siete meses más en esta situación. Los tiempos pueden llegar a acortarse y los damnificados ser reubicados en casillas si se confirma un envío de Nación, pero por ahora son datos extraoficiales los que se manejan respecto de este tema y sobre los que podría haber novedades la próxima semana. “Son casillas más precarias, pero de construcción más rápida. De esta forma las familias evacuadas pueden estar más cómodas. Si bien están en un centro de salud que es muy grande y tiene sus divisorios, donde hay dormitorios para los niños, otro para mujeres y otro para hombres, es una situación que no deja de ser difícil, sobre todo para quienes están desde el 4 o 5 de abril ahí, hace más de un mes”, señaló a UNO Claudia Binagi, vocera del municipio de una de las ciudades más afectadas por las persistentes lluvias que castigaron a la región desde principios de abril. En este marco, comentó: “Son unas 100 personas las que están desde principios del mes pasado y hay alrededor de 25 personas del barrio Belgrano, que después también se inundó. Perdieron absolutamente todo”.

Si bien la semana pasada el intendente de La Paz, Bruno Sarubi, se reunió con el ministro del Interior, Obras Públicas y Vivienda de la Nación, Rogelio Frigerio, y acordaron la construcción de 300 viviendas sociales para paliar las problemáticas habitacionales que generaron las lluvias, con una inversión aproximada de 3 millones de pesos, se estipuló que solo 100 se ejecutarán en una primera etapa, hasta que el municipio disponga de terrenos adecuados para las 200 restantes. No obstante, Binagi aclaró que también llevará algunos meses concluir la construcción del primer centenar de casas. Al respecto, dijo: “Hay 100 que van a venir ahora en lo inmediato que son para la gente que está inundada, que se van a construir en barrio Cuarteles. Nosotros presentamos los estudios de prefactibilidad y están aprobados en Provincia y luego fueron enviados a Nación, que también los aprobó, pero tendríamos que pensar en un mes más para empezar a construir. Terminarlas va a llevar otro tramo, siempre y cuando el tiempo nos acompañe y no vuelva a llover. En este sentido, las perspectivas no son las mejores y estamos atentos a lo que pueda pasar en estos días”.

“La construcción de las casillas podría dar una respuesta más inmediata, pero tenemos entendido que, de confirmarse el envío, habría algunas que se van a mandar a Santa Elena y solo serían unas 40 o 50 las que llegarían a La Paz. Si bien no hay nada confirmado, hay mucha expectativa en torno de esto, pero hay que buscar terrenos que sean municipales para destinarlas y procurar la instalación eléctrica, las cloacas. Tal vez podría llevar hasta dos o tres meses terminarlas”, explicó por último.

Reactivar la economía
Desde la Secretaría de Turismo de La Paz hicieron esta semana una campaña de promoción en Buenos Aires con el objetivo de captar turistas que elijan la localidad como destino para el esparcimiento. “Por ahí se cree que toda la ciudad está bajo agua, pero las rutas están bien. Hay playas, pesca, termas, fiestas. La Paz se puso de pie para atender a los turistas”, dijo Claudia Binagi, quien sintetizó: “La ciudad necesita ahora reactivar su economía”.

Villa Paranacito: construyen obra de acceso
Villa Paranacito es una de las ciudades más castigadas, donde a la fecha 60 familias permanecen evacuadas en los centros dispuestos por la Municipalidad y son más de 230 las que se encuentran afectadas. “Hay módulos de emergencia que se construyeron en la carpintería municipal para evacuar a las personas inundadas, y se van haciendo alrededor de 350 intervenciones en lo que es autoevacuación, donde si bien el municipio no intervino para sacarlos de su vivienda y ubicarlos en estos módulos de emergencia, los ayudó con materiales para construir un altillo, o con nailon para resguardar sus cosas o mudarse a una planta superior de su vivienda”, contó a UNO Gisele Benavento, quien trabaja en la Municipalidad de esa localidad.

En referencia a la situación actual de las familias evacuadas, indicó que se los asiste con las cuatro comidas  diarias, también con colchones y frazadas para quienes han perdido sus cosas. “A muchos les pasó que no pudieron trasladarlas, o que pudieron trasladarse hasta cierto nivel”, contó Benavento.

Por otra parte, comentó que la ciudad de Villa Paranacito continúa aislada por ruta a partir del kilómetro 11. No obstante, señaló: “El martes se dio inicio a una obra muy grande que gestionó la Municipalidad, que es el alteo de esa ruta. La empresa a cargo ya empezó a trabajar en esa obra, que tiene un inversión de 12 millones de pesos, que se puede hacer independientemente de que el agua esté en ese lugar, empezaron a preparar el lugar para rellenar. Nuestra única conexión es llegar hasta el kilómetro 10 aproximadamente, donde hay un barrio náutico, y a partir de ahí hacer un transbordo de vehículos por tierra a lanchas,  que puso a disponibilidad la Municipalidad, garantizando la accesibilidad al pueblo”.
La situación en otras localidades
Roberto Destri, director de Defensa Civil de la Provincia, comentó a UNO que además de las familias que continúan evacuada en La Paz y Villa Paranacito, también en otras localidades hay gente que aún no puede regresar a su hogar. “En Concepción del Uruguay hay ocho familias evacuadas, en La Farruca hay 15 familias afectadas, y en Ibicuy permanecen tres familias evacuadas y unas 300 personas afectadas”, afirmó.
“En La Paz rige el alerta. El río está bajando, pero muy lentamente. En tanto, en la costa del Uruguay también está descendiendo y esto permitió que de 34 familias evacuadas ahora queden solo ocho”, señaló el funcionario. Por otra parte, recordó que la situación está normalizada en Gualeguaychú, donde también hubo familias afectadas.

Comentarios