Pais
Martes 06 de Enero de 2015

Casi 1.000 evacuados por el violento temporal en Corrientes

Varias localidades del sur de la provincia fueron las más afectadas. La situación más compleja se vive la ciudad de Perugorría

Corrientes.— Más de 900 personas debieron abandonar sus hogares en diversas localidades ribereñas de la provincia de Corrientes debido a las crecientes registradas tanto en la cuenca del río Paraná como del Uruguay y sus afluentes.


La situación más compleja se vive en la localidad de Perugorría, a unos 300 kilómetros de la capital, donde 93 personas fueron evacuadas y otras 385 debieron autoevacuarse o trasladarse por la presencia de agua en las casas.


Las 93 personas evacuadas permanecen en el Centro Integrador Comunitario de Perugorría con asistencia alimentaria, médica, de medicamentos y pañales, informó a Télam la vocera de la intendenta Angelina Lesieux (FPV), Sabrina Lammens.


“Los afectados son pobladores de barrios rurales como Tablita, Matadero y Chaquito y los parajes afectados fueron Tala, Amará Picada y Palmita, que quedó incomunicada por vía terrestre”, sostuvo Lammens.


En Perugorría, el desborde se debió a los caudales afluentes del río Corriente, lo que desbordó el caudal y provocó además la inundación de dos de las tres arroceras que tienen plantaciones con represas de riego en la zona.


En Santa Lucía, sobre la ribera del río Paraná, hay unos 400 evacuados que permanecen en las escuelas 75, Normal y del barrio La Estancia, debido a un desborde que comenzó a bajar ayer aunque la mayoría de las viviendas permanecen con agua.


“Esta tarde (por ayer) la Dirección de Defensa Civil fumigará las casas donde se retiró el agua, porque el problema ahora es la humedad y las alimañas que hacen inhabitable los barrios mas afectados”, dijo a Télam el vocero municipal, Federico Peralta.


En esa localidad de la provincia, a 200 kilómetros de la capital, el río registra una bajante, aunque muy lenta y que se podría revertir en caso de que se cumpla el pronóstico de lluvias que está previsto para los días jueves y viernes.


En tanto, ayer el municipio de Goya informó a través de un comunicado que en el paraje Maruchitas de la zona rural debieron ser asistidas 17 familias afectadas por la creciente de lagunas y arroyos, agravadas por la rotura de un puente alcantarilla.


A través de un operativo encabezado por el intendente Gerardo Bassi (FPV) se brindó asistencia médica y alimentaria y se entregaron medicamentos. Además, en Santo Tomé, a 350 kilómetros de la capital sobre la costa del río Uruguay, una decena de familias debieron ser evacuadas a la escuela del barrio Sarmiento.


Aunque ayer se estacionó, en las últimas horas el río Uruguay experimentó un repunte que alcanzó los 12,78 metros, según el registro de ayer al mediodía efectuado por la Prefectura Naval Argentina, que ubicó a ese puerto correntino por encima del nivel de evacuación.


Otras localidades afectadas por la creciente del Uruguay son La Cruz, Alvear, Garruchos y Paso de los Libres, a 400 kilómetros de la capital, donde debió interrumpirse el tránsito de la avenida costanera debido al desborde del caudal.


Según informó el sitio Digital Santo Tomé, en la localidad unas diez familias tuvieron que dejar sus hogares por la crecida del río Uruguay. Ya el año pasado hubo muchos problemas con la suba del as aguas y 2015 comenzó de la misma manera.


El mismo sitio también informó que el intendente Víctor Daniel Giraud y sus funcionarios realizaron una recorrida por la zona ribereña más afectada, barrios Itacuá, Cerro y Piñeral, para evaluar la situación.


El jefe comunal también dispuso la asistencia general a las familias que comenzaron a movilizarse.


En tanto en comunicación con Radio Dos, el intendente de Paso de los Libres Raúl Tarabbini y el de Garruchos, Alejandro Minigozzi, informaron que si bien al momento no tenían evacuados estaban muy atentos al avance del Uruguay. Sin embargo ambos coincidieron en que esta vez la crecida no sería tan importante como la del año pasado.


El nivel del río Uruguay podría crecer todavía unos 20 centímetros más, aunque esta vez “no será como la creciente de junio”, evaluó Giraud.


“Dentro del mal momento, los afectados están bastante tranquilos. Prefirieron salir ahora, y no esperar a la noche, donde todo es más complicado”, explicó. No obstante, junto a los Bomberos Voluntarios, un equipo de trabajadores municipales mantendrá una guardia en caso de que más personas necesiten asistencia.

 


Garruchos y Garaví, incomunicadas

 


El jefe de Vialidad zonal de Santo Tomé, Orlando Almeida, informó sobre la socavación de los terraplenes que mantienen el puente Bailey sobre el arroyo Virocay, por la magnitud del agua sobre Ruta Provincial Nº94, y confirmó la imposibilidad de transitar por el lugar.

 


Paso de los Libres bajo agua

 


Luego de que en la madrugada del 1 de enero la Costanera de Paso de los Libres se colmara de personas que concurrieron a recibir el nuevo año, horas más tarde fue copada por el agua del río Uruguay que crece de modo alarmante.


El registro marcaba el puerto local una altura de 7,76 metros 0,26 metros por encima del indicador de alerta (que es de 7,50 metros). Por el avance del agua, autoridades locales mantienen la observación sobre el nivel del río. Si bien el Paraná crece, el problema lo están teniendo las localidades ubicadas sobre las márgenes del río Uruguay, en especial puertos como Santo Tomé o Paso de Los Libres.


Paso de los Libres muestra el agua casi al límite de la costanera y la rápida creciente invadió las calles del paseo costero por lo que se clausuraron de manera total los accesos al lugar y también se cortó la iluminación.

 

 

Para la región pronostican lluvias hasta el jueves

 


El gobierno provincial de Corrientes dispuso de escuelas en Santa Lucía para el alojamiento de los evacuados y montó carpas en complejos polideportivos.


El intendente Carlos Sanánez anunció que “el río está bajando” aunque admitió que “no será fácil que vuelvan a sus casas antes de los 15 o 20 días”.


La buena noticia contrasta con el continuo crecimiento del río Corriente que funciona como un desagüe natural de la zona central de la provincia donde en la última semana cayeron alrededor de 450 milímetros.


Si bien el clima ayudó durante el fin de semana, el Servicio Meteorológico Nacional anuncia lluvias desde el la jornada de hoy y hasta el jueves en distintos puntos de la provincia lo que conspira contra el escurrimiento de las aguas.

 

 

Ya son 6 los muertos por la inundación en Misiones

 


Posadas (Misiones).— Con el hallazgo del cuerpo de Daniela, una nena de 10 años, se elevó a seis el número de víctimas fatales que se cobró el temporal que se desató sobre Misiones entre el miércoles y jueves, provocando el desborde de decenas de arroyos. Si bien la situación se normalizó con el cese de las precipitaciones y los evacuados volvieron a sus casas, se pronostican tormentas para toda la región desde anoche.


Tres hombres, una mujer y una niña murieron ahogados tras ser arrastrados por la fuerte correntada de los arroyos, mientras que la sexta víctima fue un motociclista que falleció aplastado por un árbol cuando transitaba por la ruta provincial 20, en el Norte de la provincia. El caso más dramático se vivió en Oberá, donde perdió la vida Raúl Parra, un vendedor ambulante de 46 años que se arrojó a las enfurecidas aguas del arroyo Mbotaby para salvar a un chico de 7 años que era arrastrado por la corriente.


En Misiones todavía persisten las secuelas del temporal, que en algunas zonas estuvo acompañado por ráfagas de viento que provocó daños en techos. La cantidad de agua caída en pocas horas provocó el colapso y desborde de los arroyos, lo cual obligó a interrumpir temporalmente el tránsito sobre la ruta nacional 12 -conduce a Cataratas- a la altura de Capioví y Garuhapé. Con el descenso del caudal se reabrió la circulación pero sólo de automóviles y vehículos medianos porque el agua socavó las cabeceras. Los camiones de gran porte deben realizar un importante desvío a la altura de la localidad de Corpus, luego tomar la ruta nacional 14 y finalmente la ruta 17 hasta Eldorado, donde se vuelve a empalmar la 12.

 

 

Comentarios