La Provincia
Viernes 27 de Mayo de 2016

Casación concedió la apelación a la defensa del ex legislador Taleb

La Cámara deberá expedirse sobre el recurso. El ex legislador Raúl Abraham Taleb fue condenado el 19 de abril pasado a tres años de prisión condicional por el delito de enriquecimiento ilícito,

La Cámara de Casación concedió el recurso presentado por la defensa del exlegislador Raúl Abraham Taleb,  quien fuera condenado el 19 de abril a  tres años de prisión condicional por el delito de enriquecimiento ilícito, según lo resuelto por la Justicia provincial. El tribunal además le impuso la inhabilitación absoluta perpetua para ejercer cargos públicos, una multa de 442.577 pesos, que se decomise el departamento de calle Buenos Aires en Paraná y que cumpla con trabajos comunitarios durante tres años. Una vez que se inicie el trámite de la apelación, Casación deberá notificar a la defensa y así podrán correr los plazos procesales. Sobre los puntos que fueron atacados de la sentencia, el abogado Julio Federik dijo en comunicación con UNO que se trata de un paquete de objeciones. “Cuestionamos la ley que se aplicaba: el enriquecimiento ilícito es un delito que se ha agravado a partir de una determinada fecha. Como a él le imputan un período en que estaba vigente la ley vieja, nosotros entendemos que tienen que aplicar esa normativa, ya que presenta una escala diferente de pena, sobre todo en la inhabilitación”, adelantó el profesional.

Federik sostuvo que en los fundamentos de la apelación se discutió la ponderación de la prueba y que el tribunal “no haya tenido en consideración las pericias que se presentaron. Nosotros avalamos la pericia oficial, ni siquiera la ‘nuestra’; a la pericia oficial el tribunal no la tomó en consideración y entendemos que la misma tiene que ser tomada. Es la que fijaba un monto mínimo de enriquecimiento en 12 años”.

En cuanto al escenario legal que se avecina todo dependerá de lo que resuelva la Cámara de Casación, pero lo concreto es que pasará mucho tiempo hasta que el dictamen quede firme. “Nos parece que es una sentencia que no corresponde a la prueba que está rendida en el expediente de la causa. Entendemos entonces que debe ser casada, que debe ser cambiada”, argumentó el abogado Federik.

Al momento de conocerse el fallo condenatorio, Taleb dejó entrever cierta disconformidad y luego ensayó un descargo: “Hay alguien que se quiere convertir en adalid de la Justicia”.
 

Comentarios