A Fondo
Jueves 02 de Julio de 2015

Buseca, un delicioso plato de invierno

Con el frío llegan las comidas altas en calorías. Este fin de semana se avecina una ola polar. Compartimos una receta que ayudará a enfrentar las bajas temperaturas. 

Hay comidas tan ricas, baratas y fáciles, pero que así y todo no se hacen a menudo. Sin embargo cuando nos acordamos y la tenemos en la mesa nos servimos dos veces, o se da el caso de otros que se anotan para recibir el convite. Es el caso de la buseca.

Dado el alto grado de calorías, la buseca se consume principalmente en invierno, o sea que es un plato especial para estos días fríos y para la ola polar anunciada por el Sevicio Meteorológico Nacional el fin de semana.

La buseca es un plato suculento oriundo de España y que es muy popular en el invierno argentino. Debe su nombre al dialecto Varese (büsèca) y a su vez desciende del germánico Butze, que significa vísceras.

Este plato en en nuestra región tiene una preparación diferente a la europea ya que con el tiempo fue mutando y se convirtió en el clásico de las fechas patrias, junto al locro.

Hoy compartimos una receta fácil que ayudará a estar calentitos los días de invierno.

Ingredientes
(Cantidad estipulada para cuatro personas)
*200 gramos de porotos de manteca
*100 gramos de garbanzos
*500 gramos de mondongo
*1/2 taza de aceite
*2 dientes de ajo machacados
*2 chorizos colorados
*100 gramos de “cueros de chancho” (pedir en carnicería)
*4 patitas de cerdo (opcional, pedir en carnicería)

*100 gramos de panceta
*1 cebollas picada
*1 tarro de tomates peritas (o 3 tomates peritas)
*1 taza de caldo preparado
*1 morrón colorado (pimiento dulce)
*1 papa grande
*Sal, perejil, orégano, ají molido a gusto

Procedimiento
Una buseca no se hace en par de horas. Se debe comenzar la noche anterior.
La noche anterior se debe poner en remojo los porotos y los garbanzos (en caso de que querer hacerlo rápido se puede comprar porotos en lata ablandados). Si se los pone en remojo es buena idea ponerlos en agua fría con sal y hojas de laurel.
Al mondongo también hay que precocerlo, se lo pone en agua hirviendo con sal y se lo deja hasta que pueda hincar un tenedor. Se lo retira, se espera que escurra, se enfríe y luego se corta en tiras de 3 centímetros por 1 centímetros. Luego se guarda en la heladera.
Ya con los porotos, garbanzos y el mondongo blando se inicia la “segunda etapa”.
Se debe poner en la olla la panceta cortada en cuadritos, los chorizos cortados en rodajas, el cuero y las patitas de chancho a dorar con unas cucharadas de aceite. Una vez que estén cocidos, en caso de que hayan escurrido mucha grasa (aceite) se lo quita con un cucharón. Luego dejar una base de materia grasa, no mucha y comenzamos a dorar la cebolla junto al morrón.
En ese momento se debe agregar la sal y comenzará a transpirar la verdura. Luego de que la cebolla esté dorada colocar la pulpa de tomate junto y si se ve que la mezcla está seca se va agregando el caldo. Una vez que hierva se puede poner el fuego al mínimo y agregar el mondongo.
Cuando la base de carnes está bien blanda y cocida, se agregan los porotos y los garbanzos. Si están bien blandos y solo se debe calentarlos se aprovecha para agregar la papa cortada en cubitos de 1 centímetro de lado. También en ese momento condimentar y agregar orégano y ají molido.
Es buena idea apagar, dejar enfriar y luego darle calor antes de servir.
Se puede presentar el plato con perejil encima de la buseca.

Fuente Todosloscomo

Comentarios