La Provincia
Sábado 12 de Diciembre de 2015

Bordet asume pensando reforzar la relación con la gestión de Macri

El nuevo gobernador juró ayer por la tarde y prometió austeridad en la manejo de las finanzas públicas. Planteo mayores funciones para los municipios en Salud y Seguridad, y habló de la discutir  la distribución de recursos con la Nación.

El gobernador electo, Gustavo Bordet, asumió ayer la conducción del Poder Ejecutivo provincial durante un acto desarrollado en la Cámara de Diputados. Si bien el iniciado ayer es el noveno  mandato desde el retorno de la vigencia democrática, el del concordiense es el quinto nombre que se inscribe en la lista de gobernadores provinciales desde el 83.
Una de las notas salientes de la ceremonia fue la presencia del ministro del Interior del  gobierno nacional, Rogelio Frigerio, quien cumplió con su propósito de asistir a la asunción  (tal como lo adelantó UNO el domingo) con la idea de dar un gesto de respaldo a la gestión que se inicia. En el mismo sentido, el discurso del gobernador Bordet ante la Asamblea Legislativa tuvo al menos tres menciones a la relación de la provincia con el gobierno nacional.
Luego de haber señalado que el 25 de octubre el pueblo entrerriano votó “con  claridad”,  Bordet dijo que intentará tener “la más amplia cooperación para lograr el entendimiento” con la gestión del presidente Mauricio Macri. “Lo haremos respetando nuestros intereses, pero en la seguridad de que ese debe ser el necesario contexto en el que se sostenga la viabilidad de cada región de la Argentina, y por supuesto de nuestra provincia”, indicó.
En ese sentido, señaló en su discurso que Entre Ríos va a contribuir a la búsqueda de una nación equilibrada. “...Hay un punto de equilibrio que deberá encontrarse y Entre Ríos va a contribuir a esa búsqueda de una Nación Argentina equilibrada en donde todos sus ciudadanos puedan realizarse cerca de su hogar, de su familia y de su historia”, señaló.
Unos minutos más tarde, al referirse a la distribución de los recursos entre la Nación y las provincias  consideró llegado el momento de “regularizar” la relación con el Estado Nacional a través de la discusión de una nueva ley de coparticipación federal de impuestos, y se mostró optimista en poder avanzar en ese sentido. 
En ese punto sostuvo que la discusión debe darse “no desde la judicialización de los reclamos, si desde el diálogo político maduro y responsable que permita a los estados provinciales poder continuar con certidumbre por la senda del progreso que implicó inclusión y desarrollo. Conquistas de estos años de reconstrucción de la Argentina que han sido, son y serán para todos los argentinos”.
Si  bien no realizó una mención específica, se entiende que ese es uno de los temas que varios gobernadores llevarán en su agenda al primer encuentro con el presidente Macri, que se concretará este mediodía. 
Al referirse a las finanzas públicas, el mandatario provincial dijo que tiene tres consignas de trabajo: “Ordenar, administrar y transparentar. El orden y la administración son también fuente de recursos, si además mejoramos la transparencia eso nos ayudará a ajustar la razonabilidad del gasto” evaluó. También prometió manejarse con austeridad en la gestión provincial. 

Agradecimiento a Urribarri
En otro tramo de su discurso el nuevo titular del Ejecutivo provincial destacó la figura de su antecesor: “Hoy somos otra provincia, con otra realidad, otras perspectivas y otra consideración gracias a Sergio Urribarri”. Luego subrayó: “...el crecimiento del Producto Bruto Geográfico per cápita casi igualado con Santa Fe y Córdoba; el mayor desarrollo vial del país; las 154 escuelas nuevas, 117 escuelas públicas en régimen de jornada extendida; los 40.000 becarios por año; la mayor red de gas de todas las provincias de la Argentina entre otros logros de los ocho años de gestión del ahora exgobernador”.
Si bien el  mensaje contuvo referencias a numerosas situaciones, Bordet reiteró varias veces la intención de llevar adelante un gobierno de puertas abiertas y de permanente colaboración con los municipios y juntas de gobierno. En un párrafo señaló que la mitad de los municipios de la provincia son gobernados por  Cambiemos, prometió manejarse sin discriminación.

Seguridad, infraestructura y salud
En materia de seguridad sostuvo que los municipios tendrán cada vez “más responsabilidad” en la misma. En ese punto, destacó las inversiones realizadas, la profesionalización de la fuerza y la creación de una Secretaría de Seguridad, decisión que se tomará en las próximas horas. También instó a los legisladores  provinciales “a avanzar nuevamente en una legislación que detecte y desarticule la comercialización en pequeña y mediana escala de estupefacientes”, más conocida como  ley contra el narcomenudeo. 
 “Es nuestra obligación como gobernantes insistir sobre la lucha contra el narcomenudeo que es el origen de una cadena de delito y muerte. Es nuestra obligación como gobernantes responder a la demanda de nuestros vecinos, que son madres y padres, que ven en el ‘kiosco de la esquina’ cómo se les va la vida a sus hijos” manifestó. 
La referencia a la seguridad incluyó una mención a la prevención de la violencia de género. 
En materia educativa, Bordet tuvo palabras de reconocimiento a la docencia entrerriana. “Conozco del espíritu de los docentes entrerrianos y los respeto porque sé que tienen vocación”, indicó. Luego se refirió a la necesidad de  avanzar con el desarrollo de las escuelas de doble jornada, una posibilidad que  antes “solo la brindaban las escuelas privadas”, indicó.
En cuanto a la infraestructura, Bordet marcó la necesidad de trabajar junto al gobierno nacional y mencionó algunas obras específicas, a las que definió como “grandes desafíos en materia vial” señalando la necesidad  de reasfaltar la ruta seis hasta el puerto de Ibicuy y la construcción de la doble vía del enlace vial Victoria-Rosario. También la necesidad de lograr la “soberanía e independencia portuaria en la provincia” señalando la importancia de lo hecho por el Comité de la Hidrovía del  Río Uruguay. “Falta mucho… queremos  tener operativo el puerto de Diamante y muy pronto vamos a tener operativo el puerto de Ibicuy”, señaló reconociendo el trabajo realizado en esta terminal fluvial para recuperarla luego de su derrumbe. El objetivo es, dijo Bordet,  mejorar la rentabilidad de los productores con el abaratamiento de costos, especialmente de los fletes.
En cuanto a Salud, señaló que los municipios tendrán  un rol central  a partir de la idea de “descentralizar la atención primaria de la salud, que pasará  a depender los municipios, con la reasignación de las partidas correspondientes… en Salud hay que resolver rápido y quien más rápido resuelve es quien gobierna una ciudad o pueblo”, agregó.
Bordet sostuvo también que un gran desafío de su gobierno será “la universalización de las políticas públicas (...)  no queremos volver nunca más a las políticas focalizadas y al clientelismo”, que denigran a quien recibe la ayuda del Estado.
Anunció la creación de un ente público-privado que administrará los recursos destinados al turismo.
En el mismo sentido, indicó que los estímulos económicos “deben estar colocados en actividades con balance ambiental y energético ampliamente positivo. Nuestra economía primaria y la agroindustria deben incorporar el concepto de lo que actualmente se está dando en llamar bionegocios”. Y agregó: “Nuestra política de estímulo a la producción reconoce el límite ambiental” y rechazó de plano la técnica del fracking. “No al fracking en Entre Ríos durante mi mandato, es una decisión” puntualizó.

La plaza y los ministros
Como ocurriera en 2007 y 2011, la plaza ubicada frente a la Casa de Gobierno fue el escenario para la jura de los ministros del Poder Ejecutivo y los discursos de tinte más político. Allí el mandatario tomó juramento a los ministros de su gabinete: a Mauro Urribarri como ministro de Gobierno; a Hugo Ballay, de Economía; a Laura Stratta, de Desarrollo Social; a Ariel de la Rosa, de Salud; a Adrián Fuertes, de  Turismo; a Luis Benedetto, de Infraestructura; y a Carlos Scheppens, de Producción.
A pedido del flamante gobernador, habló el gobernador saliente Sergio Urribarri. Además de repasar lo hecho en ocho años frente al gobierno provincial, Urribarri agradeció a los entrerrianos por las dos elecciones ganadas: “En 2007, siendo un dirigente casi desconocido, me votó el 47%”, recordó.  También dijo que tras la elección de 2011, que ganó con el 56% de los votos, hubo ocho proyectos de reforma que los legisladores oficialistas intentaron  presentar para habilitar su reelección, pero él cumplió con la promesa de no avanzar en ese intento. Dijo que Bordet sorprenderá a los entrerrianos por sus condiciones y capacidades.
El nuevo gobernador, por su parte, agradeció especialmente la presencia  de Frigerio.
Dijo luego que la presencia de Urribarri “como presidente de la Cámara de Diputados fortalece un proyecto político. Aquí no  empieza ni concluye nada, seremos continuidad y como gobernador ejerceré la plenitud de mis facultades”.
 También mencionó a los candidatos que compitieron con él en la elección de octubre y les agradeció por lo que fue “una campaña de propuestas y sin agresiones”.
En un tramo de los agradecimientos, Bordet habló de los próximos “ocho años de gobierno” lo que provocó risas y aplausos. “Soy contador, pero malo para las matemáticas”, agregó y corrigió luego: “los próximos cuatro años”.  

Comentarios