Ovacion
Martes 03 de Noviembre de 2015

Boca y Central a la espera de la gran final

Boca Juniors y Central ya se encuentran en suelo cordobés a la espera de la final que se jugará este miércoles desde las 21.10 en el estadio Mario Alberto Kempes.

Los finalistas de la Copa Argentina Sancor Seguros ya están en Córdoba, la provincia que albergará el último encuentro de la edición 2014-2015. Ambos equipos arribaron durante la mañana del martes y ya están alojados. El plantel de Boca se hospedó en el Hotel Neper, mientras que el de Rosario Central en el Hotel Orfeo.
Tanto Central como Boca revolucionaron la provincia a partir de su llegada, ya que tuvieron el cariño de sus hinchas desde los alrededores del aeropuerto hasta las entradas de los hoteles. La expectativa de la gente por esta Final se hizo sentir en la venta de entradas y se espera una gran cantidad de simpatizantes que presenciarán el encuentro en el estadio Mario Alberto Kempes de Córdoba.
Si bien Central viene de perder con Banfield por el torneo local, el entrenador Eduardo Coudet reservó a alguno de sus titulares porque priorizó la Copa Argentina como objetivo para salir campeón. En cambio, Boca se consagró en el Campeonato de Primera División y llega a esta Final con la felicidad y la ilusión de poder alcanzar otro título, bajo la dirección técnica de Rodolfo Arruabarrena.
En su camino hasta la Final de la Copa Argentina, Central eliminó a Deportivo Riestra, River, Ferro, Estudiantes de La Plata y Racing. Por su parte, Boca dejó en el camino a Huracán Las Heras, Banfield, Guaraní Antonio Franco, Defensa y Justicia y Lanús. En la pasada edición, el Canalla estuvo cerca de coronarse, pero cayó con Huracán en la definición por penales. El Xeneize buscará repetir el título obtenido durante la temporada 2011-2012.
Córdoba será testigo de un encuentro entre dos equipos que fueron protagonistas del 2015 en el fútbol argentino. Ambos ya están en la provincia y se preparan para disputar la Final de la Copa Argentina con sus mejores jugadores. El estadio Kempes se vestirá de azul y amarillo, los colores de Boca y de Rosario Central, que buscarán dar la vuelta olímpica ante la presencia de sus hinchas.

Comentarios