Pais
Domingo 01 de Noviembre de 2015

Ataque a la casa de intendente electo

Ocurrió en la vivienda de Roberto Sánchez, ganador de las elecciones en una ciudad tucumana

Desconocidos atacaron en la madrugada de ayer la casa del intendente electo de la ciudad tucumana de Concepción, Roberto Sánchez, que ganó las elecciones locales el 23 de agosto representando al Acuerdo para el Bicentenario. Diferentes sectores expresaron su más enérgico repudio a este hecho de violencia, entre ellos el gobernador electo de la provincia, Juan Manzur. “Tanto yo como el vicegobernador Osvaldo Jaldo, nos hemos puesto a disposición del intendente Sánchez y de su familia, y he ordenado al ministro de Gobierno, Justicia y Seguridad, Regino Amado, que la Policía de nuestra provincia disponga todos los recursos humanos y técnicos necesarios para esclarecer el hecho en forma urgente”, sostuvo el flamante mandatario a través de un comunicado de prensa.
“Definitivamente los que provocan e incitan a la violencia deben ser duramente castigados por la ley. Esta no es la democracia que queremos para los tucumanos. Como expresé en mi discurso de asunción, nosotros trabajamos para construir el consenso, el diálogo y el encuentro de todos los tucumanos, respetando nuestras diferencias”, expresó el gobernador que asumió el jueves en la ciudad de San Miguel de Tucumán con la presencia de 12 gobernadores de todo el país.
“No puede ni debe haber lugar para la violencia en Tucumán”, reafirmó el primer mandatario tucumano al tiempo que manifestó que esta noche a las 21 se hará presente junto a integrantes de su gabinete en la ceremonia de asunción de Sánchez en la ciudad de Concepción.
El intendente de San Miguel de Tucumán, Germán Alfaro, consideró que el ataque es una afrenta al sistema democrático y pidió respeto por las instituciones. “El amedrentamiento que sufrió en su vivienda el intendente electo Roberto Sánchez me provoca desazón y desagrado. (...) Desde mi lugar de intendente de San Miguel de Tucumán llamo a la reflexión a quienes mediante la violencia buscan imponer sus ideas. Nuestra provincia no se merece más atropellos, Tucumán merece el respeto a las instituciones por parte de sus gobernantes”, señaló en un comunicado.

Se desligaron de los hechos
El exintendente de Concepción y actual legislador, Osvaldo Morelli, y su hijo Franco Morelli, quien se postuló para suceder a su padre, se solidarizaron ayer con el jefe municipal electo de dicha ciudad, Roberto Sánchez, y rechazaron cualquier tipo de vinculación con el ataque que sufrió en la madrugada de ayer en su domicilio.

A través de un comunicado publicado en la red social Facebook, los Morelli repudiaron “fuertemente” los hechos. “Pese a nefastos comentarios publicados en distintos medios en contra nuestra, rechazamos contundentemente cualquier acusación que nos involucre en los hechos que son de público conocimiento”, manifestaron. Además, le desearon a Sánchez una asunción en normalidad y paz.

Alrededor de las 3.30 de ayer, estalló una de las dos bombas de estruendo colocadas en uno de los canteros del domicilio de Sánchez, que asumió en la noche de ayer su cargo. El intendente electo y algunos allegados del Acuerdo para el Bicentenario coincidieron en que se trató de un acto intimidatorio y no descartaron que pudiese estar vinculado a cuestiones políticas.

Según trascendió, el expiloto de rally analizaría dejar sin efecto los decretos de incorporación a planta permanente de 400 contratados, medida que fue tomada por el exintendente Morelli. Según publican medios tucumanos, los rumores caldearon los ánimos de los empleados que podrían verse afectados, quienes están organizando un nuevo movimiento sindical, dispuestos a resistir cualquier intención del flamante jefe municipal de anular los decretos de Morelli.

Sánchez asumió su cargo de intendente de Concepción ayer a las 21, en el Colegio Nuestra Señora de la Consolación.

 

Comentarios