La Provincia
Viernes 03 de Julio de 2015

Amplían Blas Parera a lo largo de casi tres kilómetros

Avanza la intervención vial en una arteria de gran tránsito vehicular en la zona este de Paraná. La intendenta Osuna recorrió los trabajos.

A buen ritmo avanzan dos obras encaradas por la Municipalidad de Paraná con importante inversión económica que, se espera, generarán impacto en las zonas beneficiadas tanto para frentistas como para automovilistas.
Durante esta semana, la ampliación de Blas Parera abarcó trabajos en el tramo entre Don Bosco y Almirante Brown; mientras que la reconstrucción de Don Bosco se ejecuta entre Circunvalación y Blas Parera. En ambas zonas, las tareas se ejecutan con cortes totales de tránsito.
La intervención en esa conexión troncal se extiende a lo largo de 2.800 metros entre avenidas Almafuerte y Circunvalación, con una erogación de 43 millones de pesos.
La intendenta Blanca Osuna recorrió los trabajos sobre Blas Parera y en diálogo con medios de prensa destacó la obra porque se trata de “un corredor clave”, donde “hemos abordado su reconstrucción integral, desde el Acceso a Almafuerte, realizando a nuevo los cordones cuneta, ampliando la calzada de 8 a 12 metros, preservándose especialmente las obras de desagües pluviales y de badenes”.
La Intendenta, que estuvo acompañada por dos funcionarios del área Planeamiento, Guillermo Federik y Abelardo Llosa, describió además que en Blas Parera, casi llegando a Churruarín, se realizó el entubamiento de más de 200 metros del arroyo Colorado, que permite rectificar esa curva peligrosa.
La obra incluye semaforización en cuatro puntos del trayecto reconstruido y nueva iluminación. 
Los trabajos
El frente de trabajos de Blas Parera abarca por estos días el tramo comprendido entre calles Don Bosco y Almirante Brown. Entre Don Bosco y Solís se completó el nuevo ensanche y la construcción de cordones cunetas, y actualmente se ejecuta entre Funes y Almirante Brown el ensanche y el cordón cuneta este de la nueva traza. De acuerdo con el avance de estos días, hacia fines de la semana próxima podría colocarse la nueva carpeta asfáltica en ese tramo. De ese modo se unirá al sector ya concluido de ensanche entre Circunvalación y Don Bosco.
Raúl, comerciante y vecino de la zona desde hace 10 años, se mostró satisfecho por la ampliación de la calle: “La verdad que hacía falta, porque hay mucho tránsito y sobre todo pesado, mucha industria. Así que todo el barrio está muy contento. Era muy angosta la calle y con mucho deterioro por el paso de camiones, lo que hacía muy complicado el poder transitar con normalidad. Ahora con el ensanche nos va a ayudar mucho como vecino y como comerciante”, opinó.
 El reacondicionamiento de Don Bosco
Por otro lado, la ampliación y transformación de Don Bosco abarca por estos días el desmonte y ensanche en el tramo entre Circunvalación y Blas Parera. Se trabajó con el retiro de tierra para ampliar la calzada, y desde la semana próxima se iniciará la construcción de cordones cunetas.
La reconstrucción de esa arteria se extenderá unos 3.000 metros, entre las avenidas Ramírez y Circunvalación–, y demandará una inversión total de 38 millones de pesos.
“En Don Bosco la calzada se eleva en 10 centímetros porque se hace a nueva. Era una arteria muy angosta para lo que es el tránsito de hoy en día, así que las tareas son similares a las realizadas en Blas Parera. El trabajo de badenes, cursos de agua y desagües pluviales es importante porque hace a la preservación de la calle, y estamos hablando de dos arterias clave en la zona este”, explicó Blanca Osuna.
En ambos frentes de obras –Blas Parera y Don Bosco– se instrumentan cortes totales de tránsito, durante el desarrollo de las tareas; posteriormente, en horas de la tarde se libera la traza para la circulación. Por tal razón se recomienda a los automovilistas transitar con precaución por ambas zonas, fundamentalmente en el ensanche de Don Bosco, por la presencia de banquina descalzada, si bien existe la correspondiente señalización de precaución.
Asimismo, la Jefa Comunal recordó que ayer estuvo en club Instituto con vecinos de la zona y representantes de la comunidad de Nuestra Señora del Rosario y de Los Angeles Custodios, “donde trabajamos en la reconstrucción de una calle importante como lo es Mihura, desde Almafuerte a Tibiletti en una primera parte; son obras importantes y estratégicas de envergadura para el reordenamiento urbano y la conectividad, otorgando seguridad. Y esto se complementa con intervenciones que se han terminado ya, como el caso de Juan Báez y de Jorge Newbery, que le falta muy poco, en lo que es la mejora de la conexión sur, o el acceso de Almafuerte que ya se está finalizando también”.

Comentarios